Una casa controlada desde el móvil se puede tener por 1.500 euros

Una firma francesa acondicionó un piso en el centro de Barcelona, para mostrar los productos que favorecen la creación de estancias hiperconectadas. Esta es parte de su oferta.

Esta es la apuesta de una firma francesas para crear casas inteligentes

El control de sistemas de iluminación y electrodomésticos a través de dispositivos móviles es una realidad. La domótica lo ha hecho posible, y son varios los países donde se afianza esta tecnología. España, por supuesto, no podía ser la excepción. Los primeros pasos de la empresa Delta Dore hacia la automatización de los hogares se han dado en un loft ubicado en el centro de Barcelona.

En la Avenida Diagonal, está la primera vivienda inteligente del país y la cuarta de Europa, acondicionada por esta compañía francesa que percibe cerca de 150 millones de euros anuales, por la creación de espacios hiperconectados, con mecanismos de regulación de energía.

El pequeño piso de 40 metros cuadrados, es habitado por un hombre de 50 años de edad, que usa su iPad para encender y apagar las bombillas de la sala  y gobernar los equipos que en ella se concentran. Está maravillado. Y cómo no, si esto puede hacerse por 1.500 euros.

Controlar la casa desde una aplicación móvil ya es posible

Con una aplicación móvil puede dominar la calefacción, las persianas, el sonido y, principalmente, la iluminación. La experiencia no sólo es funcional, sino divertida. La unión de los circuitos a uno solo y la conexión de los elementos de fabricación al módem, permiten que el hombre pueda dirigir todo desde dentro o fuera de la residencia.

En una foto chequea los sistemas y circuitos, y con un clic baja y sube las cortinas cuando lo desea. Es un emoticono sonriente el que se encarga de avisarle que todas sus órdenes se han ejecutado exitosamente. Como si fuera poco, puede ver frecuentemente la temperatura, mediante un termostato inalámbrico, que le brinda la opción de anticipar olas de frío y promover el ahorro de energía hasta en un 25%, según han dicho los representantes de la firma.

Funciones a la vista

Con el diseño de esta estancia, Delta Dore ha abierto una ventana para mostrar a los usuarios el desempeño de sus productos y servicios. La explicación que han dado, es que para la creación de un espacio como esto se necesita intervenir la calefacción, instalar circuitos de iluminación, persianas y estores a medida, a fin de garantizar la gestión por vía remota. Como adicional, se requieren módulos de control de radio, un router con conexión a la web y otros aparatos de Delta Dore, como el sistema Tydom , que puede costar 140 euros.

La oferta de Delta Dore va orientada a los consumidores finales, pero también a los profesionales de la arquitectura y la decoración. El costo global de una instalación sencilla se cotiza en 1500 euros e incluye cuatro persianas, cinco circuitos de luz y un termostato. Lo bueno de todo esto, es que las opciones son amplias y se pueden adaptar a las diferentes necesidades, tanto de edificios industriales como terciarios.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...