Patas de diseño para tus muebles

Personaliza todos tus muebles del hogar con estas increíbles patas de la firma Pretty Pegs. Existen cientos de diseños diferentes: ¡elige el más original!

patas de mesa

Estaba indagando este fin de semana por la red en busca de unas patas sencillas para mi sofá, cuando de pronto me topé con esta fabulosa página dedicada exclusivamente a la fabricación de patas de diseño para todo tipo de muebles. Hablo de Pretty Pegs, de la que puede que ya hayáis oído hablar porque lo cierto es que es un lugar de referencia a la hora de hablar de decoración del hogar y, sobre todo, para los que vamos buscando una pizca de originalidad en todos nuestros muebles. Y es que esta empresa trabaja con una gran variedad de diseños y modelos, algunos de los cuales podéis observarlos en la fotografía de arriba: patas simples, otras con forma de V invertida, otras trabajadas en espiral; totalmente verticales o inclinadas ligeramente; completamente pintadas de un color, o combinando dos tonos, y la mayoría elaboradas con madera.

Patas que renovarán nuestro mobiliario porque aunque parezca sorprendente, basta cambiarle las patas a un mueble para que nos parezca más nuevo e incluso otro diferente. En Prettypegs podemos encontrar patas por doquier para nuestro sofá, nuestro butacón, nuestra cama, un puf, una cajonera… cualquier mueble que pueda requerir unas buenas patas de soporte puede encontrarlas en el catálogo de esta firma de gran reconocimiento en el sector. Son ideales para renovar los muebles de IKEA, pues ante los precios más económicos solemos estar marginando el diseño y la originalidad, y de alguna manera colocando después unas patas como las que nos ofrece Pretty Pegs conseguiremos resultados vistosos, elegantes y atractivos como los que podemos encontrar en su página web.

Os invito a visitarla y ver las cientas de fotos de su galería, ¡no tienen desperdicio! Hasta ahora podíamos personalizar los muebles a través de las fundas, de vinilos y de los tiradores, pero ahora se suma también la sustitución de las patas. Incluso, aunque originalmente un mueble no presente patas en su diseño, podemos optar por incorporárselas nosotros mismos, siempre que el peso que vayan a soportar no comprometa la estabilidad del mueble. Pues ya lo sabéis: patas de todos los colores y de todas las formas, para todos los gustos, y con una facilidad increíble de montaje. Ahora podemos ganar estilo y glamour de una manera rápida, sencilla y al alcance de casi todos los bolsillos. Y digo de casi todos porque el conjunto de cuatro patas suele estar por encima de los 50 euros, pero éste es el precio que hay que pagar por la originalidad y el cambio de look.

Fuente: Prettypegs
Foto: Pinterest

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...