Sales antihumedad: uso en el hogar

El exceso de humedad que se acumula en casa depende de muchos factores. Eliminarla se puede hacer por varios métodos, aunque uno de los más sencillos es el uso de sales antihumedad.

humedad

La humedad es uno de los problemas más importantes con los que hay que lidiar en el hogar. Aunque el deshumidificador es un aparato realmente útil en el caso de luchar contra problemas de humedad en un espacio cerrado en el que ésta es constante. Pero, no es la única forma que existe y es muy probable que hayas pensado, o hayas ya utilizado la alternativa más económica: las sales antihumedad.

Las sales antihumedad se venden en bolsas o en frascos con los que se protege de la humedad antes de ser utilizadas. Una vez se ponen en uso se les quita esta protección y comienzan a absorber el agua que hay en la estancia. Pero, ¿por qué se produce este fenómeno? ¿Cómo funcionan las sales antihumedad? Hoy te lo vamos a explicar, así como otros elementos que se utilizan para el mismo fin pero para la conservación en interiores de armarios y otros departamentos. Si tienes actualmente problemas con la humedad y no quieres gastar dinero en exceso, deberías proponerte su compra.

El compuesto de estas sales antihumedad es cloruro cálcico anhidro, CaCl2, una sal altamente higroscópica que mantiene una elevada capacidad de acumular el agua del entorno en el que se coloca. De este modo se disminuye considerablemente la posibilidad de reducir la humedad relativa que hay en un espacio. Lo que ocurre con este elemento es que la posibilidad de disminuir la humedad es muy alta ya que funciona aún a niveles bajos de ésta. Es por eso que se considera realmente eficaz. Si el ambiente en el que se coloca esta seco, no pasará nada y las sales tendrán esa característica. Si hay humedad, entonces sí que se humedecerán atrapando toda el agua posible dentro del recipiente que las contiene.

Para los interiores de armarios y otros componentes, lo que se utiliza para luchas contra la humedad, es el gel de sílice. Es muy probable que te lo hayas encontrado en el interior de muchos pares de calzados, bolsos y otros accesorios. Lo que hace es prevenir que el agua dañe el objeto, pero puede utilizarse dentro de la casa para impedir tener daños en los muebles o en los accesorios decorativos. Además, llama la atención que estos cristales se vuelven de color azul al estar secos y pasan a una tonalidad rosada cuando captan el agua del ambiente.

¿Has probado ya las sales antihumedad o los geles de sílice en tu casa?

Foto: humedad vía Shutterstock

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...