Flexos en la cocina, ¡qué moderno!

Una idea original de iluminación secundaria en la cocina, protagonizada por dos flexos extensibles de pared encima de la encimera. ¿Qué opinas?

flexo

Cuando pensamos en la iluminación de una cocina, casi siempre pensamos en una lámpara de techo moderna que, normalmente, suele ser algún tubo fluorescente, algo de luz LED o bien un par de focos blancos bien distribuidos en el techo para cubrir todos los rincones, pero, ¿acaso no existen otras opciones menos clásicas con las que podamos hallar nuestra propia originalidad? Los focos de luz son uno de los elementos que más nos llaman la atención cuando se trata de ser innovadores en la decoración, y así queda reflejado en esta peculiar cocina de una casa en Alemania y en la que, sus propietarios, Petra y Eddie han recurrido al uso de dos flexos de pared para iluminar el espacio de trabajo culinario.

La cocina en sí es una maravilla por el juego cromático que utiliza entre las paredes de bronce, el metalizado plata de algunos electrodomésticos y el blanco del mobiliario. Una combinación exquisita que crea un espacio elegantísimo y soberbio; pero, pese a todo, lo que más llama la atención, son esos dos flexos que están atornillados en el frontal de la cocina, sobre la encimera. Donde habitualmente encontramos una barra de acero con utensilios de cocina, aquí descubrimos un punto secundario de ilumina-ción muy original.

La cocina dispone de su propia lámpara de techo, que por cierto combina exquisitamente con las tonalidades bronce y blanca del resto de la decoración, pero además de este punto de iluminación principal, se han utilizado estos dos flexos negros encima del espacio de trabajo para ofrecer una mayor claridad sobre la encimera a la hora de cocinar o, sino, para contar con una iluminación inferior y más cálida en la cocina, además de más económica.

Los flexos son regulables en longitud por lo que pueden alumbrar tanto la zona más próxima de la pared como puntos distantes, pudiendo iluminar una parte de la encimera y, si seguimos estirándolos, el suelo o el mobiliario que exista en frente. Además, la base de los flexos puede emplearse para sujetar también algunos utensilios o, al menos, decoraciones. El mayor inconveniente es que la colocación de estos flexos nos resta espacio para colocar la típica armariada superior de la encimera, por lo que de-beremos saber escoger el lugar ideal donde colocarlos, de forma que su posición no estorbe en la colocación de nuestros armarios superiores.

¿Qué os ha parecido esta idea? ¿Colocaríais flexos encima de la encimera de vuestras cocinas?

Fuente: dusty-reykjavik.blogspot.com.es 

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...