Freidoras sin aceite: ¡todos los detalles!

Descubre los pros y los contras de las freídoras sin aceite: ¡uno de los últimos accesorios de cocina más demandados!

patatas

A la hora de freír alimentos en la cocina uno se lo piensa dos veces al pensar no solo la gran cantidad de aceite que necesita gastar, sino también la suciedad que genera normalmente por los insufribles salpicones. Pese a todo, en algún momento sucumbimos y preparamos unas patatas fritas o algunas de esas cajas congeladas típicas de los supermercados que vienen con croquetas, empanadillitas, nuggets, etc. Pero desde hace algún tiempo ya podemos encontrar en el mercado freidoras que funcionan sin aceite, como un accesorio nuevo para incorporar en nuestras cocinas.

La gran ventaja de estos aparatos no es solo que evitan el aceite, los salpicones y las manchas, sino que cocinan de una forma mucho más sana. ¿Pero realmente se fríen igual de bien los alimentos en una sartén con aceite que en una freidora sin aceite? La respuesta, según la mayoría de usuarios que lo han probado incluyéndome a mí, es que sí: las freidoras sin aceite son una opción a tener en cuenta como regalo para estas Navidades.

¿Cómo son?

La mayoría de estos aparatos guardan una estética parecida, con diseños atractivos, algo voluminosos, pero fáciles de usar, limpiar y mantener como por ejemplo la Philips Air Fryer o la Airis Fry. Las freidoras de este tipo incluyen un recipiente donde introducir los ingredientes y un panel de control en el que establecer la temperatura y el tiempo. Su funcionamiento es similar al de un horno en miniatura: combinan la acción de un grill mientras circula aire caliente a alta velocidad y de esta forma permiten freír sin uso de aceite. En cuanto al tiempo necesario para la cocción, depende del alimento que queramos freír y su tamaño, pero en general suele rondar los 15 minutos y suele coincidir con el tiempo indicado en las bolsas de los alimentos para su preparación al horno.

Pros y contras de no utilizar aceite

Las freidoras de este tipo permitirán que disfrutéis de vuestros alimentos favoritos sin tener la desagradable sensación aceitosa que se nos queda en el paladar cuando freímos de forma convencional. La parte negativa de este proceso es que los alimentos no quedan tan crujientes ni recogen el toque de sabor que deja el aceite. En general, podemos decir que los alimentos se cocinan estupendamente por dentro, aunque por fuera no llegan a conseguir esa textura crujiente que permite una fritura en aceite.

freidora-sin-aceite-airis-fry

¿Qué alimentos se pueden freir??

Con todo, os invito a hacer la prueba vosotros mismos y ver los resultados. Al final, los gustos son personales y cada cual valorará si merece la pena o no contar con una de estas máquinas de última tecnología en la cocina. Podéis cocinar todo tipo de alimentos para valorar bien sus pros y sus contras, desde muslitos y alitas de pollo, hasta empanadillas, croquetas, patatas gajo, nuggets, etc. El hecho de que estas freidoras sin aceite funcionen como si fuesen hornos, nos permite disfrutar de sus funciones como un pequeño horno extra para preparar todo tipo de platos, más allá de alimentos a freír.

La ventaja más notable

Desde luego el gran punto a favor de estos aparatos es la limpieza, tanto para lo que se refiere al uso como a la propia máquina. Con estas freidoras no se producen salpicaduras de ningún tipo y evitamos otros contratiempos como los humos y los malos olores, lo que nos permitirá ahorrar energía en casa al no tener que utilizar el extractor. Tampoco sufriremos ningún tipo de quemadura (¿quién no ha sufrido algún salpicón alguna vez, se ha quemado la piel o se ha manchado la ropa friendo en la sartén?); y además ahorraremos en aceite, pudiendo cocinar sin grasas para una alimentación más saludable.

Así mismo, estas freidoras se desmontan con facilidad pudiendo limpiarlas en apenas un par de minutos, sin riesgo a mancharnos ni sufrir lesiones. Bastará limpiar el recipiente donde colocamos la comida para freírla y ya tendremos de nuevo lista nuestra máquina para seguir cocinando. Finalmente, en cuanto al coste de estos interesantes aparatos, podéis encontrar freidoras sin aceite desde 99 euros en tiendas online como Amazon, por lo que una inversión mínima para todas las ventajas que presenta. La experiencia general es positiva, aunque el resultado no es exactamente igual al tradicional, pero si tenemos en cuenta que estaremos alimentándonos de forma sana, limpia, cómoda y segura, os convenceréis de que es una compra que merece la pena.

¿Qué pensáis? ¿Tenéis ya una freidora sin aceite en casa? ¿Cuál es vuestra experiencia con ella? ¿La recomendáis? ¡No dudéis en compartir con nosotros todas vuestras impresiones!

FOTO: patatas vía Shutterstock

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...