Hummus, la guarnición más equilibrada

¿Sabes qué es el hummus? ¡Te lo explicamos!

Debo confesar que la primera vez que oí hablar de hummus en la cocina no fui capaz de clasificarlo ni por los ingredientes que se usan para prepararlo ni por el momento en el que se comía. El término solamente me sonaba a humo y hasta donde sabía ni el de los cigarros ni el de las chimeneas se comía. Entonces, ¿de qué se trataba? Investigué y descubrí que, aunque para mí era un término totalmente nuevo, la receta del hummus o húmus era muy, muy antigua y que se trataba de un puré o crema de garbanzos. Si bien hablaremos de las propiedades y beneficios de los garbanzos unos posts más adelante, no está de más adelantar que se trata de un alimento rico en fibra y ácidos grasos insaturados, entre el que se encuentra el ácido oleico. Los garbanzos aportan hidratos de carbono, vitaminas A y B y minerales como el hierro o el potasio. Además, tienen un bajo porcentaje en grasas, lo que los convierte en el alimento perfecto.

Dependiendo de los ingredientes que añadas conseguirás un color más claro u oscuro

Debemos recordar que para estar sano es muy importante seguir una dieta equilibrada y en ella no pueden faltar las legumbres dos o tres veces por semana. Un día de hummus es un día de legumbres y por tanto, un día de equilibrio.

Hummus
Ingredientes:
•½ kg. de garbanzos cocidos
•Aceite de sésamo
•2 ajos
•Zumo de limón
•Comino
•Pimentón dulce
•Sal

Preparación:
La elaboración del hummus o húmus es muy sencilla y no precisa de una destreza especial en las artes culinarias, simplemente se deben seguir unos sencillos pasos y ¡a comer!

Empezamos poniendo en una cazuela el medio quilo de garbanzos, los ajos, un poco de sal y medio litro de agua. Después, ponemos la cazuela al fuego y dejamos que los ingredientes se cuezas durante unos 5 minutos, hasta que comprobemos que los ajos están blandos. Sacamos todos los ingredientes del agua y los metemos en un recipiente para batir. Reservamos el agua en la que los hemos preparado para utilizar más adelante.

En el recipiente para batir añadimos el zumo de limón que teníamos preparado y el aceite de sésamo, aunque también podemos prepararlo con aceite de oliva. Batimos y reducimos todos los ingredientes hasta conseguir un cremoso puré. Añadimos una pizca de sal, pimentón dulce y comino y continuamos batiendo hasta que todo quede bien ligado. Ha llegado el momento de servirlo, normalmente el hummus sirve para acompañar un plato de carne o pescado, así que cuando lo tengamos en el plato le podemos poner unos piñones o nueces por encima a modo de decoración.

Imagen | sarahraisel
¿Qué te parece esta guarnición para tus platos? ¿Habías oído hablar de ella?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...