La reputación de los alimentos

La Nutrición es una ciencia muy moderna, por eso las propiedades de los alimentos aún son muy desconocidas para nosotros y lo que hoy se considera bueno, mañana puede ser malo…

reputacion alimentos

Si alguna vez has tenido la sensación de que no sabes qué comer, no eres el único. Es cierto que los alimentos buenos, o los alimentos malos, no son siempre los mismos. De hecho, muchas de las abuelas recordarán todas las bondades que tenía la leche y las maldades del aceite de oliva. La generación de mis padres, todavía recuerda que el jamón serrano, tan recomendable hoy en día, no era nada sano en su época. ¿Qué es lo que está pasando con los alimentos?

En Vivir Hogar hablamos a menudo del tema de la alimentación, porque entiendo que es una cuestión importante y que preocupa mucho. Sin embargo, pareciese que con los alimentos nada es realmente cierto, pues lo que se nos dice que es bueno, pasa el tiempo y con la realización de nuevos estudios, se descubre que no es tan bueno. Lo que estaba considerado como ya no es tan malo como se pensaba. ¿Por qué algunos alimentos cambian de reputación con los años?

La ciencia de la nutrición

La nutrición es una  ciencia que apenas tiene recorrido histórico, pues no hace tanto que se habla de nutrientes y calorías. Los científicos antiguos como Hipócrates o Galeno clasificaban los alimentos como puros o impuros, fuertes o débiles, los beneficiosos y los venenosos, pues creían que los alimentos podían ser a la vez buenos o malos para la salud. Esto quiere decir que muchas de las cosas que sabemos hoy, pueden cambiar mañana por la realización de nuevas investigaciones. Estamos prácticamente en pañales en el asunto.

Los nutrientes se conocen y empiezan a clasificarse en el siglo XIX pero, aún hoy en día, los alimentos esconden infinidad de secretos por descubrir. Esta es la razón por la que algunos alimentos van cambiando de reputación a lo largo de los años, según se van estudiando más detenidamente.

  • Una de los alimentos que gozaban de mala reputación era la mantequilla, pues se consideraba que su aporte de grasas de origen animal era malo para el colesterol. Sin embargo hoy en día sabemos que el colesterol que comemos poco influye en los niveles de colesterol en sangre, por eso comer mantequilla no es tan malo como se pensaba. Lo que si sabemos es que la mantequilla tiene muchas calorías por so no debe abusarse de ella.
  • Otro alimento muy cuestionado anteriormente es el huevo. Antes si tenías alto el colesterol sólo podías comer un par de huevos a la semana, pero hoy sabemos que un alto nivel de colesterol no puede ser debido a un sólo alimento sino a la dieta en general y a los hábitos de vida. El huevo es una alimento muy rico en proteínas , minerales y vitaminas.
  • La carne de cerdo es un alimento que estuvo prohibido durante un tiempo pues se creía que sus grasas no eran saludables. Sin embargo hoy en día se sabe que esta carne tiene unas propiedades excepcionales pues es muy completa, muy magra y con un gran aporte en grasas monoinsaturadas y según el corte  de cerdo que escojamos, puede tener menos grasa que el pollo o el pavo.
  • El café hasta hace poco era una bebida casi prohibida a las personas que padecían hipertensión arterial, las que padecían problemas de corazón y las que estaban muy excitadas. Sin embargo hoy se sabe que es rico en polifenoles que que protegen al organismo de la oxidación celular, por lo tanto podemos seguir consumiendo café siempre que lo hagamos con moderación.
  • La leche siempre ha sido un alimento básico en la nutrición  y siempre se consumía entera hasta que a raíz de diversos estudios empezó a prohibirse la grasa de la leche y se empezó a tomar en su variedad desnatada sobre todo las personas que tenían problemas cardiovasculares. Hoy en día la grasa de la leche está considerada como buena y se aconseja su consumo por su alto nivel de calcio, de proteínas y d vitamina D
  • El pescado azul en el siglo pasado se consideraba menos saludable que el pescado blanco,  pero numerosos estudios demostraron lo contrario. Sin embargo hoy en día se sabe que su consumo elevado no es recomendable por su contenido en metilmercurio.

Por lo tanto, para no equivocarse nunca, lo mejor es seguir una dieta variada y equilibrada. En otras palabras, comer de todo durante el día.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...