Las algas como fuente de proteínas

Incorpora algas en tu dieta pues pueden aportarte un montón de beneficios.¿Quieres saber cuáles son?

algas

Seguro que lo primero que te viene a la cabeza cuando te hablan de algas es una playa llena de gente en verano. Las de la orilla enrollándose en los pies al caminar. Pero las algas sirven para algo más, pues son una fuente importante de proteínas y minerales si las incorporas en la dieta. De hecho, en la cocina oriental son realmente apreciadas, mientras que aquí, hasta hace poco, no les prestábamos bastante atención. Ahora, la cocina internacional las ha incorporado de manera natural y puedes sacarle todo el partido en tus recetas.

Las algas son de fácil digestión y algunas variedades pueden aportarte más cantidad de proteínas que la carne o el pescado. Pero también pueden proporcionarte más hierro que un buen plato de lentejas, o más calcio que un vaso de leche. Por todas esas razones, las algas son uno de esos ingredientes por el que deberíamos apostar mucho más a menudo de lo que lo hacemos. Y, de paso, renovamos recetas clásicas que seguro que funcionarán mucho mejor con el toque diferente de este elemento.

Los beneficios de las algas

Existen más de 20.000 especies de algas, aunque no todas son aptas para el consumo. Pero las que son comestibles pueden aportarte lo siguiente:

  • Regulan la tiroides. Al ser ricas en hierro, ayudan a regular el buen funcionamiento de esta glándula
  • Son ricas en fibra. Son beneficiosas en casos de estreñimiento pues posen un ligero efecto laxante
  • Protegen la flora intestinal. Por su gran cantidad de mucílagos ayudan al intestino grueso a hacer más digeribles los alimentos
  • Te ayudan a luchar contra la hipertensión. Son ricas en sodio, por eso te ayudarán a que no utilices tanto el salero
  • Moderan la sensación de hambre. En contacto con el agua aumentan la sensación de llenado del estómago, por eso nos ayudarán a comer menos.
  • Son buenas para la vista porque aportan un alto contenido de vitamina A

Seguro que te sorprenderá pero aunque tú no lo creas ya has comido algas, pues se encuentran presentan en cosméticos, sopas de sobre, alimentos para bebé, o derivados lácteos. De hecho, se trata de un ingrediente cuya función es espesar y conservar los alimentos para que se estén mejor y sean más agradables a la vista. Así que, aún sin saberlo, te las has llevado más de una vez a la boca.

Los tipos de algas más utilizados

Después de saber todo esto, me imagino que te gustará conocer cuales son las algas comestibles más consumidas. A continuación te mostramos un listado que no te será difícil encontrar en tiendas especializadas y, cada vez más a menudo, en los supermercados convencionales:

  • Alga Nori

En Japón se consumen en cantidad pues es el alga utilizada para elaborar el sushi. También se usan para aderezar ensaladas y platos de arroz

  • Agar-agar

Es un extracto que se obtiene de varias algas rojas para espesar alimentos dulces o salados sin añadirle ningún sabor. Se le añade a salsas, cremas, helados, jaleas, confituras… Cuando se incluye como aditivo se le denomina E-406

  • Spirulina

Es una alga pequeña y azulada pero cargada de proteínas pues puede superar a los huevos a la carne o al pescado. es rica en vitamina B12, provitamina A y vitamina E. Aporta también calcio y fósforo. Puedes tomarla en pastillas como complemento vitamínico

  • Kombu

Potencia el sabor de las comidas y ayuda a que sean más digeribles. Es una versión ntural del glutamato monosódico

  • Wakame

Posee un sabor muy suave y su color verde claro recuerda a las espinacas cocidas. Puedes consumirla en sopas o como acompañamiento en platos de pescado.

Las algas pueden incluirse en sopas y salsas, y también pueden acompañar al arroz o a las legumbres. Sin embargo, no hay límites y puedes probar a ver cómo aderezan cualquier plato. Eso sí, si en realidad quieres disfrutar de todas sus propiedades es mejor que las consumas crudas en ensaladas. Aunque ahora hace frío y no apetecen demasiado, las que se consumen templadas pueden ser una buena opción para añadir este nuevo ingrediente en tu cocina.

España es un gran productor de gelatina producida por algas. En Cantabria, se producen especies como el agar-agar y la variedad Spirulina crece de manera espontánea en el Parque Natural de Doñana. ¿Lo sabías?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...