¿Sabes cómo se hace el kefir?

El kéfir es similar al yogur pero contiene muchas más bacterias beneficiosas. Si quires saber como elaborarlo debes seguir leyendo este artículo

batido con kefir

Son muchos los alimentos poco habituales en nuestra dieta que se ponen de moda y no conocemos bien sus propiedades. El hecho de que cada vez se presenten más a menudo como ingredientes de increíbles recetas caseras hace que nos interese hablar sobre ellos. Y precisamente hoy, queremos hablarte del kéfir. Se trata de un elemento de origen búlgaro muy positivo para tu salud con el que puedes hacer preparaciones licuadas, pero también en cualquier otra elaboración en sustitución de la leche, o del yogur. ¿Quieres descubrirlo a fondo?

El kéfir o yogur búlgaro es una leche fermentada a partir de un hongo de levadura y bacterias de ácido láctico. Los nódulos de kefir son blancos y suaves, recuerdan a una pequeña coliflor y van creciendo con el paso de los días hasta alcanzar los 5 cm. El kéfir se puede elaborar con leche de vaca, de cabra o de oveja, pero también puede elaborarse con agua o con té o con leche de coco. Es muy similar al yogur pero contiene muchas más bacterias saludables que no están presentes en el yogur y también es más fácil de digerir.

Aunque a muchos les gusta llamarlo superalimento, los buenos hábitos nutricionales nos enseñan que no existe ningún ingrediente mejor que la mezcla de variedad y calidad en la cocina. Por eso vamos a escaparnos de esa tesis, un poco de ventas y marketing, y otro poco de mito falso, para hablarte de las cualidades reales del kéfir.

Propiedades del kéfir

  • Es muy recomendado en casos de infecciones del aparato respiratorio
  • Es recomendable en caso de ardores de estómago, estreñimiento, diarrea, úlceras o infecciones intestinales
  • Reduce los efectos secundarios de los antibióticos
  • Ayuda a mantener estables los niveles de glucosa en sangre, por eso es un aliado para luchar contra el exceso de peso
  • Ayuda a mantener un sistema inmunológico sano
  • Aporta  vitamina B
  • Ayuda en casos de anemia, anorexia, inapetencia, osteoporosis…
  • Es tolerado por personas alérgicas a la lactosa pues descompone la lactosa en ácido láctico
  • Contiene aminoácidos esenciales, proteínas completas y gran abundancia de minerales

¿Cómo se elabora el kéfir?

Esa es una de las cuestiones clave para quien quiere aprovecharse de él en la cocina. A continuación te damos los trucos para que puedas añadirlo a tus recetas más habituales.

  • Consigue nódulos de kéfir en una tienda naturista
  • Como la masa fermentada, el kéfir se reproduce así que nunca te quedarás sin él
  • No pueden congelarse ni someterse a temperaturas extremas
  • Consigue un frasco de cristal
  • Utiliza como tapa un filtro para café y una goma pues el kéfir necesita respirar
  • Pon 2 cucharadas de granos de kefir en un frasco de vidrio limpio. la cantidad de gránulos que utilices afectará al sabor
  • Añade leche al frasco y procura no llenarlo pues la mezcla necesita espacio para respirar
  • Tapa el frasco y guardalo a temperatura ambiente pues en la nevera no fermentará
  • Déjalo fermentar por unas horas.Cuanto más tiempo lo dejes fermentar más ácido y espeso  será
  • Pon un colador de malla fina sobre otro recipiente de cristal y vierte el líquido separando los nódulos de kéfir
  • Guarda el liquido en la nevera
  • Enjuaga los nódulos con agua destilada y comienza de nuevo el proceso.

El kéfir suele hacerse con leche entera pues le da un aspecto similar al yogur. Pero si lo prefieres más espeso, puedes añadirle nata. Otra opción es añadirle los siguientes ingredientes:

  • Agua.  utiliza agua destilada pues el agua del grifo puede matar las bacterias del kéfir. Con agua obtendrás una bebida muy nutritiva
  • Leche de cabra. La leche de cabra es más digerible que la de vaca
  • Leche de coco. la leche de coco fermentada con kéfir sirve para mezclar con frutas. Los nódulos de kéfir no se reproducen en la leche de coco por eso debes volver a ponerlos en una base de leche al terminar de hacer esta bebida

Usos del kefir

  • Puedes usarlo en cualquier receta que requiera leche o yogur
  • Usalo en productos horneados sustituyendo la leche o el yogur
  • Prepara un pastel de yogur sustituyendo el yogur por el kéfir
  • Usa kefir de coco como base para hacer piña colada
  • Haz un batido con kéfir de coco, plátano y frutas del bosque
  • Bebe kéfir de agua para hidratarte

Duración

El proceso de fermentación del kéfir puede repetirse indefinidamente, siempre que conserves las medidas de higiene y conservación necesarias. Por lo tanto, con los cuidados justos, tendrás kéfir para dar y tomar.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...