Cómo lavar los paneles de tela

Es realmente muy importante tratar los tejidos con atención y delicadeza si queremos que estos duren durante muchos años, manteniendo sus colores y texturas originales. Para lograrlo, existen algunas pautas que permiten hacerlo.

Hace un tiempo atrás hemos hablado sobre una forma de decorar nuestras ventanas de una forma económica, con la ayuda de los paneles de tela, que tiene como ventaja que no siempre es necesario comprarlos hechos, sino que también podemos realizarlas nosotros mismos. De todos modos, ya sea comprado o hechos por nosotros mismos, existe aspectos muy importantes a la hora de su mantenimiento. Justamente, es de eso que hablaremos en esta oportunidad.

Cómo lavar los paneles de tela

Es realmente muy importante tratar los tejidos con atención y delicadeza si queremos que estos duren muchos años, manteniendo sus colores y texturas originales. Para lograrlo, existen algunas pautas que permiten hacerlo.

En lo que refiere al lavado y la limpieza, si bien lavarlas a mano es la mejor opción, no siempre se realiza de buena manera. En ese sentido, las recomendaciones son: no retorcer las telas y no frotarlas con fuerza. Al contrario, es mejor repasarlas con suavidad.

Si hablamos de telas con mezcla de poliéster, para estos tipo es importante tener cuidado con el secado, ya que si bien son telas altamente resistentes y pueden lavarse de manera sencilla, siempre es conveniente secarlas al viento.

Por su lado, la arpillera debe limpiarse con una esponja con agua y jabón. Se trata de un tejido de yute que suele utilizarse para zócalos altos.

En las cortinas forradas, en cambio, una excelente forma de mantenerlas en buen estado, aunque sean telas lavables, es limpiarlas a seco. Con esto evitaremos que los tejidos se encojan y que queden de diferentes tamaños o se deformen.

Elección de la tela

Sabiendo la forma de limpiar y mantener los tipos de tela, la elección de las mismas no tendría que presentar problemas mayores. Tan solo es necesario tener en cuenta que el mismo debe combinar con el resto de la decoración del hogar o de la habitación donde lo colocaremos.

Lo realmente bueno es que en cualquiera de los casos, la instalación de la tela es realmente sencilla, tan solo necesitaremos un soporte, el cual podemos realizar con madera liviana y donde posteriormente colgaremos la tela, o bien podemos utilizar sencillamente clavos para adosarlos a la pared o a la superficie que queramos decorar.

Si no utilizamos los paneles de tela para las ventanas, otros dos de los lugares donde se pueden emplear son: En las cabeceros de cama, un lugar que de colocarlo nos brindará calidez al dormitorio, sin pérdida de espacio; y detrás de un sofá, lugar donde nos brindan distinción al salón sin la necesidad de grandes gastos económicos.

Vía│Blocklok4
Foto│JS3245

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...