Consejos para elegir colchón y almohada

Un tercio del día es lo recomendado para dormir. Pero la verdad es que de nada sirve descansar esta cantidad de tiempo si al descanso no se lo acompaña con un buen colchón y una buena almohada. Por esto mismo, conozcamos algunos consejos para tener en cuenta cuando compramos un colchón y una almohada.

Un tercio del día es lo recomendado para dormir. Pero de nada sirve descansar esta cantidad de tiempo si al descanso no se lo acompaña con un buen colchón y una buena almohada. Es más, estos dos componentes de la cama son esenciales para conciliar un buen y saludable descanso.

Consejos para elegir colchón y almohada

Por esto mismo, conozcamos algunos consejos para tener en cuenta cuando compramos un colchón y una almohada, y también algunos consejitos más.

Consejos para elegir un buen colchón

  • Elasticidad: Debemos considerar que el colchón tenga una buena elasticidad, cediendo sin excesos en las partes más pesadas del cuerpo, y ofreciendo, a la vez, firmeza en las zonas donde apoyamos las partes menos pesadas del cuerpo.
  • Ni blando ni duro: El colchón debe ser firme, recto y mullido para que se adapte a las curvas de la columna.
  • Grosor y dimensiones: Lo recomendados es que el colchón tenga un grosor de 15 centímetros como mínimo. En el caso de las dimensiones, el largo debe ser 10 centímetros más que la altura de quien duerma en dicho colchón y el ancho debe ser, como mínimo, de 85 cm para una cama individual y 135 cm para una cama doble.

Así mismo, podemos encontrar colchones de látex y de muelles. En el primer caso, el precio es superior pero es más duradero. Éste contiene muchos pequeños agujeros para que el cuerpo transpire, se adapta a los movimientos sin perder su firmeza y son hipoalergenicos y muy resistentes. Duran entre 15 y 18 años.

En el caso de los colchones de muelles, si bien duran un poco menos de años, entre 10 y 12, ofrecen un buen aislamiento térmico, contando con una correcta elasticidad. Los podemos encontrar en distintos grados de firmeza.

Otros consejos para el colchón

Se recomienda cambiar el colchón, y también el somier, cada 10 años. A su vez, cada tres meses debemos girarlo arriba y abajo, y de la cabeza a los pies. Esto último es para mantenerlo en mejor estado y evitar que el colchón se deforme en alguno de sus lados.

Consejos para elegir una almohada

La almohada se debe escoger teniendo en cuenta el volumen de nuestra cabeza, la longitud del cuello y la anchura de nuestros hombros.

Si dormimos boca arriba debemos escoger una almohada baja y blanda para que la columna cervical y la columna dorsal tengan el mismo ángulo que al estar de pie. En cambio, si dormimos de costado debemos optar por una almohada alta y dura, a fin de mantener el cuello en el eje de la columna dorsal.

Además, debemos tener en cuenta que aunque se duerma en pareja cada uno tiene que tener una almohada propia.

En relación al relleno de la almohada, hay que prestar atención en que no sea  ni demasiado blando ni muy duro. Tiene que tener la firmeza suficiente y necesaria para evitar que la cabeza caiga hacia atrás.

Por último, un consejito más. Completando el juego de cama está la base o canapé. Aquí se sugiere  que sea firme y uniforme.

Fuente: Consumer

Foto: Bed por MAZZALIARMADI.IT en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...