Dormitorios, consejos para un buen descanso

Descansar bien es el objetivo de todos nosotros cuando nos disponemos hacia nuestro dormitorio. Para poder hacerlo es necesario que tengamos en cuenta algunos detalles. Por ejemplo, Elegir la cama, el soporte y el colchón correcto es una de las claves principales.

Dentro de todo dormitorio existen aspectos a los que debemos prestarle atención si queremos descansar correctamente. Hace no mucho atrás os comentábamos algunos ítems que nos permitirían hacer de nuestro dormitorio una excelente forma de relax. Hoy lo que haremos será concentrarnos en uno de los elementos más importantes del dormitorio, me refiero a la cama.

Dormitorios, consejos para un buen descanso

Elegir la cama, el soporte y el colchón correcto es una de las principales claves para lograr un buen descanso. En relación a los colchones, por ejemplo, en el mercado encontraremos diferentes tipos entre los que elegir.

Viscoelástico: Este es un tipo de colchón que  copia la forma del cuerpo, razón por la que  presión se distribuye de forma uniforme sobre todo el cuerpo.

Colchón de muelles: Encontraremos dos tipos de configuraciones: La de alambre continuo, que consiste en un alambre en zig-zag o doble espiral y ofrece un buen soporte, y las de muelles individuales que se interconectan mediante alambres y están unidos al aislante, sobre el que se encuentra la tapicería.

Colchón de látex: El colchón de látex consiste en un núcleo de látex enfundado en un acolchado, que en general están realizados en dos tipos de materiales: el látex natural y el sintético.

Colchón de espuma: Estos colchones están formados por un núcleo de espuma de poliuretano enfundado en una tela. Se consiguen de diferentes durezas, ya que se  realizan con diferentes densidades.

Camas de aire y colchones hinchables: Son estéticamente parecidos a los de muelles, aunque se diferencian de ellos porque en su interior tienen como núcleo una cámara de aire en lugar de muelles.

Una vez que hayamos elegido el colchón justo, todavía hay algunas pequeñas cosas más que podemos hacer para que nuestro descanso sea ideal. Veamos…

  • Lo primero, como hemos dicho, cualquiera de los tipos de colchones que hayamos elegido comprar deberán ser de muy buena calidad, como así también la almohada, somier y ropa de cama.
  • Al momento de elegir la cama debemos tener en cuenta que la longitud mínima de la misma debe ser correspondiente a la altura del cuerpo más 20 cm.
  • La temperatura ideal de un dormitorio para descansar y relajarse es de 18 grados centígrados.
  • El dormitorio debe ser tranquilo y oscuro, sin exceso de ruido o luz.
  • Se debe ventilar bien la habitación antes de irse a dormir.

Fuente: Decopasion
Foto: Dormitorio por Favaro JR en flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...