Organizar armarios pequeños, claves para ganar en espacio

Buscar ropa para vestirte y salir rápido de casa puede ser un entuerto si todo está desordenado. Cuando el closet es de pocas dimensiones, la tarea de tener todo en su sitio suele ser más difícil. Sin embargo, existen trucos para lograr el desafío.

Así puedes ordenar correctamente un armario pequeño

Fuente: www.elmueble.com en Pinterest

Cada minuto cuenta, y te sorprendería saber cuánto tiempo empleamos cada día en seleccionar nuestras prendas de vestir. No es solo por indecisión, sino porque muchas veces no hallamos lo que deseamos. Esto ocurre cuando no sabemos organizar nuestros armarios, más aún si son pequeños. Ganar espacio es posible con estos trucos.

Los closet de escasos metros deberían ser más fáciles de ordenar, pero no siempre es así. Solemos apilar ropa sin ton ni son y desaprovechar rincones, puertas y gavetas. Así que lo primero que deberás hacer, es sacar todo lo que tengas dentro. Dejar el espacio vacío ayudará a elaborar un inventario de lo que posees y analizar las potencialidades del guardarropa.

No hay que dejar espacio sin uso. Aprovechar la altura y el suelo es fundamental. Para ello instalar barras dobles, es decir una a ras del techo y otra a la mitad para tener más sitio donde colgar las piezas. En el piso se pueden colocar cajas para guardar o zapateras. Las esquinas o huecos disponibles sirven para agregar percheros. Similar opción representan la parte interna de las puertas.

Claves para ganar espacio en los armarios pequeños

Si se trata del armario de los chicos, incluso se pueden añadir tres barras para colgar a distintas alturas. Las prendas de los niños son pequeñas y bien pueden acomodarse sin problemas y sin que se arruguen, pues no chocarán entre sí. Una idea excelente son los colgadores de zapatos con compartimentos. Estos pueden sujetarse en el interior y servir para organizar los accesorios, medias y artículos infantiles.

Cuando no se cuenta con un cajón con compartimentos para guardar los collares, zarcillos, relojes y pulseras, tenerlos a mano y ordenados es titánico. Para lograrlo, las paredes libres dentro de los cajones pueden ser la solución. Existen organizadores con pequeños bolsillos elaborados en plástico transparent, que son estupendos. Puedes fijarlos en los laterales de las gavetas y meter allí las prendas. Recuerda colocarlas inmediatamente después de usarlas. Así no las perderás.

Todo a la vista y en armonía

Abrir el closet no debería generarnos estrés. Si esto ocurre, debes prestar atención a la manera en la que distribuyes la ropa y accesorios dentro. No hay que ser un maníaco del perfeccionismo para hacerlo correctamente. Por ejemplo, solo con ordenar las piezas de vestir por colores lograrás un efecto visual atractivo y relajante. Para hacerlo, ubica la ropa oscura a la izquierda y la clara a la derecha. También incluye en este método el tipo de tela. Las oscuras y pesadas déjalas al final, y en orden decreciente ve ubicando el resto. Tener la ropa clasificada por su color te ayudará a combinar más rápido lo que vestirás. Similar principio aplica a las prendas que estén dobladas y a la vista.

Cuelga la ropa con ganchos y colgadores de acero o aluminio que den ligereza y permitan ser usados de varias formas. Para que tengas los bolsos en orden y no ocupen mucho espacio, ponlos unos dentro de otros. Igual aplica para las maletas. Incluso, si son rígidas. Dentro puedes colocar objetos que no uses a menudo.

Un problema común es dejar apilada dentro del closet la ropa que te quitas y quieres volver a usar. Otros apelan a una silla en la esquina de la habitación. Para evitar ese desorden, compra un perchero de pie o galán de noche. Por último, un consejo que no falla, es planificar la noche anterior las prendas que lucirás y ponerlas al alcance. Para una mayor eficiacia, aplica estos 10 trucos para poner orden en el armario. 

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...