Puertas correderas: comodidad y elegancia en tu casa

Aunque hace unos años estaban relegadas únicamente a armarios empotrados, las puertas correderas se han hecho un hueco en nuestras casas por su combinación de comodidad, modernidad y elegancia y sus posibilidades para ahorrar espacio.

Cuando el espacio no es precisamente algo que sobre en tu casa o cuando, simplemente quieres establecer una fórmula decorativa que te permita ahorrar espacio y dé un toque de modernidad a las estancias, una buena solución a tus problemas pueden ser las puertas correderas.

Aunque tradicionalmente se han empleado solamente en armarios, con la ventaja y alivio que supone para todos si tenemos una habitación pequeña, cada vez más, este recurso decorativo se está instalando en nuestras casas y son muchos quienes ya las emplean por toda la casa con total normalidad.

Las puertas correderas cada vez están más presentes en la decoración.

Así, no es extraño encontrar una puerta corredera, doble incluso si tu casa lo permite en el salón. La sencillez decorativa de este elemento, que permite además un ahorro considerable de espacio, ha dejado ya de estar reñida con la elegancia y la originalidad, por lo que no encontrar una puerta que se ajuste a las necesidades de tu salón ya no será una excusa para dejar de emplearlas. Acristaladas o completamente sólidas, lisas o con motivos decorativos, son miles las variedades de puertas correderas que los fabricantes han puesto en el mercado para dar respuesta a todas tus inquietudes. Incluso los muebles del salón emplean cada vez más esta modalidad de puertas para ocultar elementos que solo queremos que sean visibles en determinados momentos como televisores u ordenadores.

También en las habitaciones se ha puesto de moda el empleo de este tipo de puertas que , incluso en ocasiones, y siempre si eres lo suficientemente atrevido como para  dar cabida a una fórmula decorativa arriesgada en tu estancia, puede incorporar un espejo en la parte interior, con lo que , además de ahorra espacio en apertura, también te ahorrarás la necesidad de dejar espacio en la pared para incluir este elemento tan necesario en el dormitorio principal.

Pero, además de en los armarios empotrados de las habitaciones y en  algunas de las puertas de las estancias de la casa, las puertas correderas se han empezado también a hacer un hueco en lugares hasta ahora impensables como la cocina. Ya no solo las puertas principales de la estancia en la que cocinamos pueden utilizar esta solución decorativa, sino que cada vez es más frecuente encontrarlas en el mobiliario de esta estancia, de tal manera que los armarios de nuestra cocina ya no serán un peligro para nuestra cabeza. En definitiva, una solución decorativa que nos permite unificar espacio, elegancia, comodidad y modernidad en nuestras estancias.

Imagen: Jana San Juan. Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...