Recibir invitados en Navidad

Además de preparar la casa con una decoración acorde a la fecha festiva y de acompañarla con elementos y objetos que ofrezcan calidez, es importante que si vamos a recibir visitas en Navidad estemos también nosotros preparados para ser buenos anfitriones. En este post, una serie de consejos para lograrlo.

Hasta el momento nos hemos estado ocupando de conocer diferentes formas de decorar el hogar para Navidad, con el objetivo de que tanto nosotros como nuestros invitados podamos pasar una velada muy agradable y acogedora. Sin embargo, poco hemos hablado de nosotros como anfitriones, como personas que reciben en sus casas a otras personas, con toda la responsabilidad que eso implica.

Recibir invitados en Navidad

Si queremos agasajar a nuestros invitados hay muchas cosas que debemos tener en cuenta. Por empezar, el tipo de menú que vamos a ofrecer. En este aspecto, aquello que debemos pensar es si el grupo de personas que vamos a recibir se conocen entre sí o no.

¿Por qué esto es importante? Porque en caso de que se conozcan entre sí podemos pensar en un menú que implique estar sentados en una mesa. Pero si en cambio son desconocidos, sentarlos a todos juntos alrededor de una mesa puede resultarles incomodo. Para este último caso, quizás lo más recomendable es optar por un tipo de menú buffet, que pueda servirse de pie, o estar dispuesta sobre una mesa a la que cada persona se acercará para servirse lo que le apetezca en cada momento.

Otra cosa importante a destacar es que cuando los invitados lleguen a nuestra casa, la mesa deberá estar ya dispuesta y el menú finalizado. Además, preferentemente es conveniente que nadie interfiera en la preparación, tanto de la mesa como del menú, ya que somos nosotros quienes sabemos cómo lo pensamos e imaginamos en un principio.

Algo muy común en este tipo de encuentros es que alguien se retrase en llegar. Por si esto sucede, lo recomendable es tener siempre listo un aperitivo salado para consumir de pie para que la espera no se haga excesivamente larga.

En las casa europeas, otro detalle a tener en cuenta es que, como nos encontramos en un periodo invernal, lo más probable es que los invitados lleguen provistos de abrigos, bufandas y demás prendas. En relación a esto y para evitar el desorden, es conveniente colocar un un perchero cerca de la puerta en el en el que puedan despojarse de ellas cómodamente. Si el día está lluvioso, también será necesario colocar un paragüero para sus paraguas al llegar.

Si bien estos parecen detalles insignificantes, notaremos que resultan muy importantes si lo que queremos es evitar montañas de ropa sobre las camas o paraguas chorreando agua en la bañera.

Vía│decoestilo
Foto│Roger Sshult

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...