MDF: Un Tablero Multiusos

Los Tableros MDF constituyen hoy una interesante y excelente alternativa para trabajos en madera tanto por su facilidad de empleo como por su coste, en este post describiremos algunas propiedades de estos tableros.

mdf-logo.jpgLos tableros MDF (Medium Density Fibreboard) o tableros de fibra de madera de media densidad, tienen su origen en la necesidad de tener a la mano un material disponible en grandes cantidades que sustituya la cada vez más escasa y costosa disponibilidad de madera aserrada y seca. Los paneles de MDF son de dimensiones y núcleo homogéneos debido a su procesamiento y ausencia de nudos, conservan en gran medida las características y propiedades de la madera que les dieron origen y tienen la característica adicional de poseer cierta flexibilidad y poca combustibilidad. La fibra, su principal componente, junto con el agregado de resinas sintéticas, le otorgan propiedades mecánicas similares a las de la madera natural. El color, la textura, la maquinabilidad (facilidad de trabajado y corte), la ausencia de nudos y vetas, la estabilidad dimensional tanto en largo y ancho y las variedades de acabado que se le pueden dar permiten emplear este tipo de material en aplicaciones constructivas diversas.

mdf-moldurado.JPGEstos tableros pueden ser cortados de diversas formas, calados, ensamblados, perforados, tallados, pulidos, lijados, machihembrados, engrampados, moldurados, atornillados tanto por sus caras como por sus cantos e inclusive posformados (es decir adaptados a formas curvas). Están en la capacidad de recibir una amplia variedad de acabados tales como pintura, barniz, enchapado en madera, forro de melamina y laqueado.

Entre las características principales de los tableros de MDF, se cuentan el contar con un color uniforme, sin vetas o manchas., un tamaño de fibra homogéneo y densidad equilibrada en todo el espesor. Superficie muy suave, con poca abrasividad (lo que permite un menor desgaste de herramientas), baja absorción (menor consumo de pintura y solventes) y adecuadas dimensiones a un bajo costo (mejor aprovechamiento del material) y superiores propiedades físico-mecánicas.


Los tableros MDF del mercado, tienen un empleo controlado del uso de aditivos parafínicos; están compuestos por capas exteriores de densidad superior a 1000 Kg/m3 y una capa interior de menor densidad y máxima uniformidad con lo que se logra una excelente adaptación al pintado (poca absorción) y a su moldurabilidad y capacidad de posformado que permite crear formas caprichosas o molduras para otros acabados; estas características permiten variedad de acabados y de terminaciones, con un importante ahorro de pintura y un menor desgaste de herramientas.

mdf-molduras.JPG

Opciones de Corte

Los tableros MDF pueden ser cortados empleando una sierra circular, tanto manual como de banco. Para un adecuado corte y evitar el astillado es necesario emplear discos de dientes compactos y trabajar a velocidades de 30 a 60 metros por segundo esta velocidad explica el la relación entre el Nº de revoluciones del eje y el diámetro de la sierra, es preferible que el disco sea de dientes de carburo tungsteno, emplear siempre una guía de corte para obtener un acabado recto. Si queremos cortes redondos o semicirculares es necesario utilizar una caladora o sierra de vaiven de alta velocidad y hoja compacta para trabajo industrial; ambas herramientas se encuentran en las marcas Dewalt, Black and Decker y Bosch.

mdf-sierras.JPG

Para el corte de tableros a mano, se recomienda el uso de serruchos de dientes muy finos, sin trabajo o con trabajo muy reducido, la hoja debe tener un espesor mínimo de 3 mm para evitar vibraciones que puedan astillar el tablero.

Fresado del Tablero

Para este tipo de trabajo que permite obtener acabados basados en molduras, se recomienda emplear herramientas de alta velocidad como la ruteadora, así como fresas de carburo tungsteno (del tipo widia), ya que de lo contrario se produce el desgaste acelerado de éstas, acortando su vida últil. Para fresados mayores, donde es necesario eliminar gran cantidad de material, se recomienda primero un desbastado grueso y luego el fresado y acabado final.

Perfilado Mediante Fresa

El perfilado consiste en pasar una fresa específica por todo el perímetro del tablero, dando así la forma deseada al canto del mismo. Utilizaremos para ello una fresa para perfilar con filos de carburo de tungsteno (widia) y con rodamiento de bolas.

mdf-calado-fresado.JPG

Creación de Formas y Decorados.

Por medio del desfondado damos formas y realizamos dibujos en la superficie de aquellas partes del mueble que lo requieren en función del diseño que se haya determinado (puertas, laterales, biseles, etc.). Para realizar este trabajo utilizaremos una plantilla, la cual nos va a permitir copiar la forma deseada sobre la cara de la pieza. Usaremos para ello una fresadora con rodamiento de bolas en la parte superior, o bien emplearemos el dispositivo de copiado de la Ruteadora, si es que ésta cuenta con ello.

Calado

El calado se realiza cuando necesitamos incorporar otro material en combinación con el tablero, por ejemplo un vidrio en una puerta de mueble de cocina. Para realizar el calado sobre una pieza es necesario utilizar una Ruteadora provista de una fresa de corte de sumersión. Igualmente debemos utilizar una plantilla; finalmente para la incorporación de otro material en el tablero como el vidrio, se recomienda usar fresa para encajar con rodamiento de bolas.

Pintado

Para un buen acabado, es necesario que la humedad relativa de la madera esté en un rango de 8 a 14% lo cual es norma en los tableros MDF. Las piezas deben estar bien lijadas, calibradas y con una correcta eliminación del polvo. En los cantos es necesario tener especial cuidado, puesto que se produce una mayor absorción de tinta o laca, por lo tanto esta superficie debe quedar bien sellada. Las lacas y barnices no tienen capacidad de relleno, por lo que reyas en la parte visible del tablero absorberán mas material y por lo tanto serán visibles por sobre el resto. Para el lijado, considere que el grano del papel lija sea lo suficientemente pequeño para que no se note el rayado (lija grano 220 como mínimo).

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 4,00 de 5)
4 5 2
Loading ... Loading ...