Cómo decorar la terraza para el invierno

Descubre cómo puedes acondicionar la terraza para el invierno

Cómo decorar la terraza para el invierno

Con el invierno a la vuelta de la esquina, es el momento de ir preparando poco a poco la casa para esta estación del año. En la gran mayoría de casos pensamos en los espacios interiores, como el salón o el baño. Pero, ¿y la terraza? Acondicionándola correctamente este es un espacio del que podemos disfrutar durante todo el año. ¿Se te ocurre algo más relajante que llegar a casa del trabajo una tarde de invierno y sentarte en la terraza a observar cómo se pone el sol? A continuación te explicamos algunos consejos y trucos básicos para decorar la terraza para el invierno.

Estilo de decoración

Lo primero y más importante a decidir es el estilo de decoración que quieres para la terraza. Como resulta lógico, debe ir acorde a la decoración del resto de la vivienda para que todo esté en perfecta armonía.

Puedes animarte con el estilo romántico, una de las principales tendencias este año 2019. No hace falta que te gastes un dineral porque puedes elaborar tus propios elementos decorativos. Por ejemplo, pintar una vieja escalera en tonos pastel y añadirle una guirnalda de luces. ¡Y no te olvides de las plantas para crear un ambiente natural y cálido!

O, ¿qué tal el estilo nórdico? Con los tonos cálidos como protagonista, puedes añadir textiles confeccionados en tejidos naturales, como la lana.

Consejos  para decorar la terraza para el invierno

  • Suelo: una de las partes más importantes para que realmente te encuentres a gusto en este espacio exterior es el suelo. Teniendo en cuenta que el invierno es una época fría, lo idea es apostar por los suelos de madera, que aportan mucha calidez a la terraza. No te preocupes por la humedad porque actualmente existen pavimentos de madera para exterior con tratamientos anti-humedad que resisten muy bien todo tipo de inclemencias meteorológicas.
  • Alfombras: si hay un elemento decorativo que no puede faltar en ninguna estancia del hogar, incluida la terraza, es la alfombra. En el mercado puedes encontrar terrazas exteriores cuyo mantenimiento es mínimo, y que aportan ese toque de calidez que este espacio necesita durante los meses más fríos del año.
  • Muebles: en cuanto al mobiliario, como resulta lógico, debes tener muy en cuenta la climatología propia del invierno. Valora la zona en la que vives ya que no es igual una ciudad donde apenas llueve que otra en la que las precipitaciones son frecuentes y de gran intensidad. Por suerte, en el mercado cada vez hay más materiales sintéticos que imitan a la perfección a los naturales y ofrecen una resistencia extrema a todo tipo de climas. La belleza exactamente la misma, pero estos muebles duran más tiempo en perfectas condiciones.
  • Textiles: si realmente quieres disfrutar de la terraza durante el invierno debes tener a mano mantas que te permitan estar a la intemperie sin pasar frío. Apuesta por una manta gruesa de pelo largo. ¡Sentirás un calor de lo más agradable los días de invierno! Recuerda que necesitas un espacio de almacenamiento para estos textiles. Y es que, si los dejas fuera solo conseguirás que cojan humedad y frío, y no serán nada agradables. Por lo tanto, incluye un banco con almacenamiento en la terraza.
  • Iluminación: en invierno los días son mucho más cortos, así que debes prestar especial atención a la iluminación. Si vas a utilizar el espacio exterior de la vivienda como zona de relax, lo mejor es que apuestes por una luz tenue, que crea el mejor clima para relajarte y charlar. Si en cambio te gusta leer en la terraza, necesitarás una luz de mayor intensidad. Los farolillos con velas o de LED que puedes colgar de la pared son fantásticos.
  • Plantas: por supuesto, no pueden faltar las plantas, que aportan la naturalidad y el frescor que cualquier terraza necesita. Ten en cuenta que no todas las plantas son aptas para pasar a la intemperie el invierno, así que selecciónalas con cuidado. Valora si pueden resistir bien las heladas y colócalas en zonas de la terraza donde estén bien protegidas del frío y del aire.

Como puedes comprobar, preparar la terraza para la llegada del invierno no es nada complicado. Del mismo modo que ocurre con el resto de estancias del hogar, hay que acondicionar este espacio exterior al frío.

Los escandinavos son verdaderos expertos en disfrutar al máximo de cualquier rayo de sol. Que sea invierno y haga frío no quiere decir que tengas que estar encerrado en casa. Aplica a la terraza los principios básicos de la decoración escandinava: mantas de lana para taparte, muebles cómodos que resistan bien el clima propio de esta estación, luces LED o velas para crear un ambiente agradable… ¡Pasarás muchas horas en tu terraza este invierno!

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...