Decoración femenina

La decoración femenina se dirige a todas las personas que deseen un estilo armonioso, romántico, con colores pasteles y con detalles delicados. Esto quiere decir que no es exclusivo de este sexo, aunque son precisamente las mujeres las que más optan por este estilo decorativo. Veamos de qué se trata.

¿Cuántas veces escuchamos hablar del instinto femenino, del “toque femenino”, del olfato de la mujer o de la intuición femenina? Muchas ¿no? Y para no ser la excepción, en la decoración también existe un concepto relacionado a la mujer. Se lo llama decoración femenina.

Decoración femenina

La decoración femenina se dirige a todas las personas que deseen un estilo armonioso, romántico, con colores pasteles y con detalles delicados. Esto quiere decir que no es exclusivo de este sexo, aunque son precisamente las mujeres las que más optan por este estilo decorativo.

Algunos de los rasgos más característicos de la decoración femenina se encuentran en los detalles. Lámparas, alfombras, cuadros y jarrones son algunos de los objetos que no pueden faltar. Sus colores y formas son claves y deberán estar a tono del color de la pintura de las paredes que, como dijimos anteriormente, serán de colores pasteles. En este aspecto, el color rosa junto al lila son los que predominan.

Detalles femeninos

En el caso de las lámparas, estas pueden ser con formas alargadas y simples, o bien pueden tener formas que estén relacionadas a las mujeres. Ejemplo de esto último son las lámparas con forma de bailarinas. En el mercado existen unas muy bonitas que vienen con tutus incluidos.

Las alfombras, por su parte, pueden ser con forma de flores, de un corazón, de una estrella o de algún otro dibujo similar.

Pasando a los jarrones, estos pueden incluir arreglos florales artificiales o naturales. Se sugiere que en algunas ocasiones haya flores naturales, lo cual dará una frescura y aroma extra al ambiente con decoración femenina.

Otro detalle importante son las cortinas y cojines. En este caso se puede optar por la seda, la cual es muy femenina, y por un color que combine y contraste con los colores de las paredes y de los muebles.

A su vez, podemos colgar en las paredes cuadros bien simples que estén protegidos con vidrios y, en algunas habitaciones, podemos comprar mariposas (u otra figura similar)  para adherir a la pared y poner varias mariposas en una de las paredes, dando un relieve a la misma y generando una atracción y “toque femenino” muy particular.

Estas son sólo algunas de las ideas que tenemos a nuestro alcance para implementar y reflejar una decoración femenina en nuestras casas ¿Qué otro detalle agregarían a esta decoración?

Foto: Pink room por Mintyfresh en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...