Estilo Industrial

El estilo Industrial se caracteriza por centrar toda su atención en la arquitectura del lugar, la cual tiene su esencia en el aspecto urbano. Techos altos, líneas rectas y formas geográficas son algunas de las características utilizadas para decorar los espacios con esta tendencia, que está inspirada en las antiguas naves industriales.

Estilo Industrial

El Industrial es uno de los estilos que más se está utilizando en estos tiempos. La necesidad de adaptar diferentes espacios para transformarlos en un hogar ha causado que este tipo de decoración se transforme en una tendencia en la que el aire urbano toma gran protagonismo.

Generalmente se suele implementar en pisos pequeños, monoambientes, loft o casas antiguas, en donde las habitaciones diáfanas, los colores fríos y pocos elementos decorativos, se transforman en la esencia de este tipo de decoración.

Si queremos decorar de modo industrial tenemos que tener en cuenta la utilización de elementos industriales en combinación con mobiliarios de materiales como el metal, el cemento, el aluminio o el vidrio. También la madera puede ser utilizada, aunque en este caso con menor frecuencia. De todos modos, si queremos utilizar la madera lo recomendable es la madera laminada, incorporándole algunos tornillos a la vista. Las líneas rectas y formas geográficas también son una característica fundamental de este estilo.

Un aspecto fundamental en este caso son los techos. Generalmente lo recomendable es que cuenten con techos de doble altura a través de la instalación de una escalera en algún tipo de material metálico, e inspiradas en las antiguas naves industriales. Un detalle en este punto es que las instalaciones eléctricas resultan muy difíciles de esconder y se encuentran a la vista.

Igualmente, si queremos  cubrir paredes y techos podemos utilizar como opción los paneles de metales corrugados. Lo que debemos hacer es medir los espacios que queremos cubrir y comprar la cantidad necesaria.

En cuanto a los colores, lo bueno de este estilo es que se puede utilizar cualquier tipo de color, aunque, por supuesto, son mejores aquellos tonos intensos que brindan carácter. Por ejemplo, podemos usar pintura de apariencia metálica, creando así una superficie magnética.

Los elementos secundarios también son importantes, como sucede en cualquier estilo decorativo, aunque en este caso la ventaja es que podremos encontrar aquellos que encajen en los mercados de segunda mano y antigüedades, lo que nos permitirá decorar el lugar de forma económica.

En fin, a modo de conclusión podemos decir que esta nueva tendencia deja de lado los elementos decorativos y se centra especialmente en la arquitectura del lugar, en la que se destacan las vigas, tuberías exteriores, y todo tipo de detalles que brinden un aspecto industrial.

Fuente: Moblerone
Foto: Estilo Industrial por midcenturyjo en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...