Evita estos errores en la decoración de tu hogar y acertarás seguro

Ambientar un espacio de la manera correcta tiene sus trucos. Una buena forma de acertar en el resultado, es conociendo las faltas que se deben evitar. Partiendo de allí todo será más fácil.

Asegúrate de no cometer estas faltas al decorar

El estilo, los colores, los muebles, la ubicación, el espacio… Para ambientar adecuadamente una habitación hay que considerar estos y otros tantos detalles. La iluminación debe ser perfecta, los adornos deben colocarse en el lugar correcto y los tonos de las paredes deben proveer un ambiente agradable. No basta con atiborrar la casa de artículos que no aportan ningún valor estético ni funcional. La armonía y el equilibrio deben hacerse notar, pero la inexperiencia nos lleva, a veces, a tomar el camino equivocado. Evita estos errores y acertarás seguro en la decoración. 

Faltas que no deben cometerse al momento de decorar

Aunque abunden las revistas y portales que ofrecen consejos de decoración, en ocasiones cuesta un poco llevarlos a la práctica. Vemos tantos diseños, tonos y accesorios que nos agradan, pero no sabemos cómo integrarlos a nuestras estancias para crear un conjunto perfecto. En un afán por imitar lo que vemos o nos han contado, cometemos graves errores. Si es tu caso, comienza por evaluar las cosas que sencillamente no debes hacer. Quizás no consigas replicar esa foto del reportaje que te enamoró, pero te quedará la satisfacción de haber realizado un buen trabajo.

  • Enfocarte sólo en el factor estético. Sí, es normal que tu principal interés sea que todo luzca precioso, pero eso no lo es todo. Al momento de elegir tu mobiliario debes evaluar su practicidad y calidad. Si necesitas áreas de almacenamiento, debes inclinarte por piezas que llenen ese vacío. Luego fíjate en en que sean duraderas, resistentes y, por supuesto, que se acoplen al estilo de tu casa.
  • Sacrificar la luz natural. Si tienes ventanales en tu vivienda, debes aprovecharlos. La luz natural debe expandirse por los rincones, así que no obstaculices su entrada. No pongas muebles delante ellas y si lo haces, asegúrate de que sean bajos y de matices claros. Usa cortinas ligeras y elige un bonito espejo que te permita crear un efecto rebote. Mientras más claridad, mejor.
  • Dejarte llevar por el impulso. El impulso es el peor consejero, porque en la mayoría de las ocasiones nos lleva a seleccionar piezas innecesarias o que no se ajustan a las dimensiones de la estancia. Medir la zona antes de salir a comprar es una buena forma de evitar que esto suceda. Considera dejar 80 cm de paso alrededor de los muebles, y cerciorarte de que las piezas no sean muy grandes ni muy pequeñas.
  • Mezclar estilos. Esto no es del todo descabellado, pero debe hacerse pensando en el conjunto, para que exista un hilo conductor entre todas las estancias. Haz que un elemento las relacione. Puede ser el suelo o la gama de colores. Posteriormente, dale personalidad a cada área apelando a los muebles, accesorios o complementos.
  • Abusar de los colores fríos si la luz es escasa. Las casas pequeñas o con poca iluminación no deben estar pintadas de verde, azul u otros colores fríos. El blanco, el arena, el beige y las tonalidades cálidas son las más indicadas. Si buscas algo de vivacidad, puedes aportarla con cojines, almohadones, floreros, tapizados, alfombras y demás.

Para que una decoración sea buena, debe se planificada. Hay cosas que simplemente no funcionan, como la utilización desmedida de telas sintéticas, la elección de flores artificiales y el exceso de estampados. Los muebles deteriorados deslucen en cualquier parte. Haz una revisión profunda, descarta lo que ya no puede recuperarse, y remodela pensando en tus gustos, exigencias, condiciones del espacio y presupuesto. Y si quieres tomar más previsiones, revisa los 7 errores más habituales que se comenten al decorar. 

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...