Feria del Mueble de Milán: Top ideas de decoración

La última “Feria del Mueble de Milán” mostró algunas tendencias decorativas que se mantienen vigentes esta temporada. Revisa cuáles son y llévalas a tu casa.

Ideas para decorar viajas desde Milán

Anualmente se realiza en Milán, Italia, el “Salone del Mobile de Milano”, el evento ideal para enterarse de las nuevas propuestas decorativas y tomar nota de las tendencias, para así poder incluirlas en las renovaciones del hogar. En ese evento se dan cita importantes diseñadores de firmas reconocidas, y aunque no podamos comprar sus piezas, sí podemos inspirarnos en ellas.

Una de las formas más económicas de remodelar una estancia, es haciendo uso del color y de ello se vio bastante en la feria. La buena noticia es que los cambios en comparación con otras temporadas no son drásticos. El uso del gris y la paleta que conlleva se mantuvo. Si aún no has sucumbido a este tono neutro que puede combinarse con todo, es hora de que lo hagas. Prueba pintar una pared (detrás del sofá) destacada de gris oscuro y el resto en diversas escalas de este matiz. También puedes emplearlo en alfombras y cojines. Para que no resulte aburrido o muy serio, mezcla con verde o beige. En la recámara tendrá un efecto relajante.

Además de la neutralidad de los grises, los osados pueden ajustarse a otros dos tonos que también dominaron el escenario: naranja y verde oscuro. Lucen fuertes y acogedores si se añaden con destreza en elementos que complementen el estilo. En un sillón, un florero o un tapiz se verán geniales, pues serán el foco del ambiente. La elegancia estará garantizada.

La Feria del Mueble de Milán mostró sus propuestas

Las paredes que se vieron en Milán fueron creatividad pura. Había de todo. Murales de selvas amazónicas, diseños geométricos en tonalidades vivas y en blanco/negro, relieves, azulejos industriales, revestimientos que simulan baldosas e incluso algunos con un aspecto vintage o envejecido. Si bien es cierto que varias de estas piezas ya tienen varios años aplicándose, al parecer continuarán en la palestra.

Lo importante si se decide empapelar o contratar a un especialista para que dibuje en ellas, es no exagerar y escoger la pared indicada, para que realmente sobresalga y atrape las miradas de sus visitantes. No se puede aplicar este técnica en todos los muros, pues se logrará un aspecto recargado.

Madera sin rival

En cuanto al mobiliario, el material más utilizado continúa siendo la madera y con ella todas sus variantes. Se observaron desde las que son perfectamente trabajadas, con una prolijidad pasmosa, hasta las más naturales que exhiben con orgullo sus grietas y detalles, como si estuviesen recién cortadas.

Este último estilo, llamado “Raw”, es mezclado con metales para una terminación industrializada, que se lleva actualmente con fuerza en Alemania y otros países europeos. Usarlo en casa permite darle un toque moderno e informal, pero con mucha personalidad.

Las maderas de mesas, sillas, estantes y escritorios se tiñeron lo más oscuro posible, pues lo más visto fue el wengué, nogal, ébano y negro intenso.

La variante con exposiciones anteriores es que las piezas exhibieron vetas que contrastan y resaltan el tono ennegrecido del mobiliario. Los elementos suelen lucir mejor al combinarlos con lencería y tapices claros. Si gusta de esta tendencia no repare en llevar la madera negra a sus closets, armarios de cocina, aparadores, muebles para los aparatos electrónicos, mesitas de noche o auxiliares, bibliotecas y repisas…

Pero no todo es negro. Algunos interioristas apostaron por la claridad, pero en vez de ir hacia el marrón, la propuesta es pintar la madera en escala de grises. Así se presentaron pisos, comedores y cajoneras para las habitaciones o los baños. Mezcladas con blanco lucen perfectas.

Exteriores de lujo

Como señalamos anteriormente, en la exposición italiana no dejan cabo suelto en materia de decoración de la vivienda. Por ello no faltaron los muebles para jardines, patios y terrazas. Tejidos y fibras naturales, o que lo parezcan, fueron las protagonistas. El estilo lounge, con pufs cuadrados y modulares que invitan al relax, predominaron. Blanco, beige, calidez y comodidad son la premisa para decorar el exterior.

La luz juega un papel fundamental para crear un efecto fresco y sublime, así que no repare en usar, lámparas, pantallas, focos dirigidos y faroles románticos para complementar el ambiente. Las estructuras metalizadas y luces led (incluso se elaboran diseños con ellas) se hicieron sentir en la muestra sobre iluminación.

Las encimeras se visten de materiales resistentes como el mármol y las telas de los sillones son fuertes y llenas de textura como el crochet. El terciopelo también se abre paso en cojines y mantas.
Igualmente vuelve el uso de elementos decorativos africanos, como figuras talladas, jarrones y cuadros de esta impactante región.

Incluir a la naturaleza dentro del hogar no deja de ser una alternativa útil. De allí que las plantas ornamentales se hicieron presentes en buena parte de las habitaciones. Cactus, helechos, flores, palmas y enredaderas están a la cabeza. Lo mejor es que sean naturales, para que luzcan en todo su esplendor y permitan gozar de todos sus atributos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...