La decoración de la casa del coleccionista

Las personas que tienden a coleccionar objetos de valor necesitan una vivienda que disponga de vitrinas para exponer sus posesiones.

Figuras en vitrina

Los tiempos cambian y las generaciones van tomando el relevo unas de otras. En los últimos años, desde hace más tiempo en Estados Unidos y más recientemente también en Europa, se está viendo cómo las técnicas tradicionales de decoración no se aplican a todas las personas. Hay muchos casos diversos. Uno de ellos es el de la figura del coleccionista, personas con afición a coleccionar productos de gran valor que no pueden estar metidos en cajas y que lucen de forma óptima si se encuentran expuestos.

En estos casos tenemos que olvidar todo lo que conocemos por decoración tradicional y centrarnos en darle importancia a un elemento que tiene que estar muy bien repartido por el hogar: las vitrinas. No importa si hablamos de colección de figuras articuladas, de figuras de porcelana, de cristales Swarovski, de juguetes de construcción LEGO o de muchas otras cosas similares. Tienen la particularidad coincidente de necesitar, como indicamos, vitrinas en las que puedan estar apartadas del polvo y que beneficien la decoración por su atractivo.

Estas vitrinas se recomienda que aprovechen el tamaño al máximo y que su colocación cubra puntos muertos de habitaciones o pasillos que no estemos utilizando de otra manera. También es una buena idea realizar, de tener presupuesto para ello, una vitrina de formato propio que pueda cubrir un amplio espacio de una habitación.

La esencia puede ser parecida a la de tener un mobiliario más propio de las tiendas. Por ejemplo, una vitrina de formato horizontal que disponga de puertas correderas y que permita la introducción de una amplia cantidad de objetos que pueden estar colocados de forma estratégica a modo de display que llame la atención. Por otro lado, una vez colocadas las vitrinas, que no deben solaparse las unas con las otras para que los objetos guardados dentro siempre tengan protagonismo, es recomendable la instalación de pequeños focos de luz en algunas de las vitrinas. Estos se pueden encargar, colocados de una forma correcta, de proporcionar una iluminación que aporte un mayor atractivo a la colocación de las figuras u objetos de colección.

Si pensamos, por ejemplo, en una figura artística de Batman de tamaño destacado que incluya su característica señal en el cielo, es posible poner un foco de luz que apunte al símbolo y que proporcione una iluminación sobre toda la figura para que se vea hasta con la luz apagada. Este tipo de ideas hacen la casa de un coleccionista un lugar mucho más atractivo y ordenado.

Foto: The Conmunity – Pop Culture Geek

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...