Personaliza tu reloj de pared con la originalidad de la lana

Retrobaby Design nos deja esta fantástica idea para renovar la apariencia de nuestros relojes de pared colocándoles una funda de lana en el borde.

reloj

¡Qué fantástica idea! Os traigo una forma muy original y muy sencillita de personalizar vuestros relojes de pared, y probablemente sin gastaros más de cinco euros. Normalmente, estos relojes suelen estar rematados en el borde por un contorno metálico o de apariencia metálica, ciertamente un poco basto, que al igual para incorporarlo en una cocina o un despacho más formal no viene nada mal, pero si el reloj va a acabar colgado en la pared de nuestra habitación seguramente nos gustaría colocarle un color más bonito y llamativo que ese plomizo plateado. Especialmente porque con el tiempo se va oxidando y puede resultar muy antiestético.

Posibilidades: podemos retirar ese marco, pero nos arriesgamos a romper la estructura principal del reloj; también podemos pintar el marco del color que queramos, pero al igual la pintura es difícil de que cuaje bien con la superficie del metal y no nos convence el resultado final… La mejor solución nos la ofrece Retrobaby Design, o al menos este es el blog donde he podido rescatar esta magnífica idea.

Se trata de tejer con diferentes lanas de colores una especie de funda de punto y colocarla después sobre el borde metálico del reloj, de manera que ocultaremos a la perfección ese color grisáceo -o el color que tenga inicialmente- y le dotaremos de esa especie de arcoíris tan bonito. Un reloj totalmente personalizado y lleno de vida, y con el detalle del tejido queda muy original, al estilo del Urban Knitting.

Es una idea genial tanto si quieres renovar el color y la apariencia de tu reloj de pared, como para ocultar posibles deformaciones en el borde, rozaduras o abolladuras. Vestir un reloj de esta manera solo requiere un poco de destreza o experiencia haciendo punto, y aunque posiblemente no sea vuestro caso, seguro que vuestras madres o abuelas sí que saben mucho sobre este arte en decadencia. Solamente necesitaremos comprar varias lanas con los colores que queramos combinar y ponernos manos a la obra.

No hace falta que sigamos el mismo ejemplo que observáis en esta imagen, lo mejor es analizar la habitación donde va a estar el reloj y colocarle los colores que armonicen bien con el resto de la decoración. La mejor parte de todo esto es que esta idea podemos aplicarla con otros muchos elementos cotidianos del hogar para personalizarlos y renovar su apariencia. Eso ya lo dejo en manos de vuestra imaginación. ¡A tejer se ha dicho!

Fuente: Retrobabydesign.blogspot.com.es
Foto: Pinterest

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...