Un submarino en tu cuarto de baño…

Este diseño de Héctor Serrano nos permite dotar de una pizca de originalidad a nuestro lavabo colocando un submarino en miniatura donde podremos organizar cómodamente los accesorios fundamentales de nuestro aseo personal.

submarino

El lavabo suele estar atestado de objetos personales tan dispares como un peine, un cepillo de dientes, un botecito de jabón, una cuchilla de afeitar… que todos juntos, por pequeños que sean, acaban inundando la pila y siempre es bueno tener algo con lo que marcar un poco de organización, bien sean unos vasos, botes o las típicas tazas. Ahora bien, para innovar un poquito también en este sentido, tal vez optemos por incorporar un diminuto submarino en nuestro lavabo. Diseñado por Héctor Serrano para Seletti, este submarino que os presento hoy se trata de un accesorio ideal para ordenar todos los utensilios de aseo personal y, al mismo tiempo, dotar al cuarto de baño de una cierta originalidad.

El diseño es más bien sencillo, pero resulta divertido, bonito y lo que es más importante: práctico y útil. Cuenta con diferentes espacios para la organización de nuestras pertenencias. Concretamente, el submarino está formado por cuatro piezas entre las que se incluye un dosificador de jabón líquido y un vaso para los cepillos de dientes. Los otros dos departamentos son como pequeñas cajitas donde podemos guardar otros elementos de tamaño pequeño. En lugar de tener varios botecitos dispersos aquí y allá, este submarino nos permite tenerlo todo ordenadito y en el mismo sitio. Quizá para ser un submarino y ampliar su utilidad pudiera haber sido un poco más largo y haber incorporado más espacios extra porque seguramente muchos de nosotros no tendremos ni para empezar, pero lo cierto es que un armatoste en el lavabo tampoco quedaría muy estético y podría sobresalir de la pila, así que lo original y discreto mucho mejor. Después de todo, este submarino solo pretende darnos lugar y orden a los accesorios básicos fundamentales del aseo personal.

Algo que os animará un poco más con esta compra es que este gracioso submarino está disponible en varios colores: blanco, azul, amarillo y rojo. ¡Ah! Y aunque lo ideal es mantener todas las piezas unidas para dar vida al submarino, si las circunstancias nos lo impidieran, cabe decir que las cuatro piezas que conforman este diseño son independientes, por lo que podemos separarlas y colocarlas individualmente donde queramos. Pero como digo, la gracia y la pizca de originalidad está en la forma final, así que si lo desmontamos estaremos en las mismas que al principio: con varios botecitos aquí y allá dispersados por todo el lavabo. Yo, sin duda, no lo prefiero así.

Fuente: Hectorserrano
Foto: Pinterest

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...