Una caja aislante para tu plancha

Philips nos regala como complemento para la plancha una fantástica caja llena de color y con la capacidad de aislar el calor. Únicamente disponible para dos modelos: Philips Azur y Philips PowerLife.

Caja plancha

Después de una monótona y tediosa sesión de planchado, plegamos la tabla y nos quedamos con la plancha en la mano -aún ardiendo- sin saber dónde colocarla por peligro a que algún despistado en casa vaya a cogerla y se abrase, especialmente si hay peques de por medio; así que optamos por colocarla cara a la pared, en algún sitio alto, y avisamos a todos de que la plancha quema. Al final, la plancha se enfría y vuelta a empezar, pero ese pequeño inconveniente de «¿dónde la metemos?» cada vez que acabamos de planchar se nos plantea de manera indeleble.

Por eso Philips, que siempre está atenta a nuestras necesidades, nos ha facilitado una solución muy inteligente y sin grandes artefactos. Ahora, esta marca pone a nuestra disposición una caja de almacenamiento resistente al calor. La idea es sencilla: podremos colocar en su interior la plancha -ardiendo o no- y conseguiremos aislar ese peligro, pudiendo coger la caja desde el exterior sin problemas y colocarla en cualquier lugar de la casa, sin miedo a que alguien pase por ahí y se queme. Por supuesto, que si hay peques en casa, más vale prevenir que curar y seguir dejándola en alto.

Lo mejor de todo esto no solo es su increíble utilidad, sino también la estética con la que Philips ha vestido a este producto. La caja, como observáis en la fotografía, está llena de color, con un diseño a rayas finas y lisas, cada una de un color diferente, es perfecta para alegrar cualquier espacio. Se acabó eso de esconder la plancha en algún armario o en algún cajón para evitar malas impresiones, ahora nuestra plancha puede exponerse en nuestra decoración de una forma discreta gracias a esta caja resistente al calor. Su apariencia, para el que desconozca su utilidad, será la de una caja totalmente normal destinada al almacenamiento más común.

La única pega a todo esto es que Philips solo nos permite adquirir esta maravillosa caja de manera complementaria a dos de sus modelos: la plancha Philips PowerLife y Philips Azur. Eso sí, ambas planchas con unas prestaciones muy buenas: sistema antical, suela SteamGlide, apagado automático… Así que si queremos conseguir esta caja no nos quedará otra que hacernos con una de esas dos planchas y, eso sí, cuando se rompa la plancha, la caja la seguiremos teniendo eternamente. Esperemos que no pierda su capacidad de aislamiento con el paso del tiempo y si así ocurre, bueno, una caja bonita como esta siempre puede servir para guardar cosas bonitas.

Fuente y foto: Philips

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...