¿Sabías que una botella de agua puede iluminar tanto como una bombilla de 60W?

El invento de Alfredo Mozer nos demuestra que podemos iluminar cualquier espacio interior con la simple utilización de una botella de agua expuesta al sol, ¡sigue leyendo!

Mucho le quedaba por ver a Thomas Alba Edison cuando fabricó su famosa bombilla que hoy alumbra el interior de todos nuestros hogares. No debió pensar nunca en que alguien desafiaría la potencialidad de su invento de una forma tan bochornosa como lo ha hecho el brasileño Alfredo Mozer, de Sao Paulo. Está claro que la necesidad hace a los genios y así es como este hombre que podéis ver en el vídeo ha conseguido crear una bombilla que funciona sin electricidad, ¡menudo avance! Posiblemente será visto con buenos ojos por la comunidad ecológica, porque este invento aprovecha al límite la energía solar, pero de una manera poco convencional.

La idea, que podemos desarrollar cualquiera de nosotros, simplemente consta de una botella de plástico y un poco de agua. Nada más sencillo que eso. Siguiendo las instrucciones del vídeo, veremos que si llenamos una botella de plástico de agua y le ponemos un poco de cloro (para evitar el desarrollo de bacterias), podemos conseguir una iluminación interior excelente si las colocamos en el tejado, con la punta asomando al exterior y el culo de la botella colgando del techo.

Por supuesto que lo que debemos admirar aquí es la capacidad de inventiva a la que somos capaces de llegar algunas personas. El invento puede ser imitado en algunas fábricas o espacios de trabajo que permitan este tipo de instalación. Lógicamente no hablaremos de viviendas dado que las bombillas botella dejarían de alumbrar en cuanto se apagara el sol y, por otro lado, no genera un impacto estético demasiado bonito ver botellas colgando del techo, aunque si apreciamos bien el efecto en el vídeo veremos que es realmente interesante y el reflejo del sol en el agua apenas permite diferenciar lo que uno tiene encima de su cabeza.

La sencillez de la idea ha revolucionado la red y tenía que contribuir compartiéndola con todos vosotros. Os sorprendería saber que siguiendo este ejemplo, conseguiríamos transmitir una luz igual a una bombilla de 60W, produciendo así mucha más luz que si creáramos un agujero en el techo de ese tamaño. Sin duda, ¡nos haría ahorrar electricidad y dinero! ¡Agua y sol! Quién nos diría que esos dos elementos bastarían para crear iluminación de interior… Solo pediré una cosa: que nunca cesen de aparecer iniciativas como ésta. Que nunca dejemos de inventar. Una pena que cuando el planeta Tierra desaparezca dentro de miles de millones de años, perdamos tantos otros miles de años de conocimiento, ¿no creéis?

Vídeo: Youtube

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...