Fijar molduras y rosetones a los techos

Colocar molduras y rosetones en los techos no solo resulta realmente sencillo, sino que además son de mucha ayuda para darle un toque de distinción y elegancia a nuestro espacio. Al colocar estos elementos decorativos lo que buscamos es lograr un impacto visual en los ambientes.

Colocar molduras y rosetones en los techos no solo resulta realmente sencillo, sino que además es de mucha ayuda para darle un toque de distinción y elegancia a nuestro espacio. Al colocar estos elementos decorativos lo que buscamos es lograr un impacto visual en los ambientes.

Fijar molduras y rosetones a los techos

Tanto molduras como rosetones son ideales para casas con techos muy altos o aquellas antiguas, dado que sus características le permiten acentuar una decoración clásica, pero también una moderna, otorgándole un toque personal.

Su instalación, como dijimos, resulta realmente sencilla. Las nuevas molduras perimetrales y rosetones de falsa escayola las podemos encontrar en diferentes materiales: papel prensado, el poliuretano o poliestireno expandido, todos muy ligeros pero resistencias. Todas ellas tienen una colocación fácil. Veamos:

En el caso de los rosetones, estos pueden ser utilizados como detalle o como base ornamental para colgar una lámpara de techo. Se caracteriza por sus formas redondeadas que aportan un aire refinado y voluptuoso a la casa, muy útil para cubrir un defecto del techo.

El material de la moldura se decora en su cara visible del mismo color del techo o en uno en contraste, según nuestros gustos. Posteriormente lo único que tendremos que hacer es limpiar la base y aplicarle una fina capa de adhesivo por el revés. Lo siguiente será marcar la posición exacta en el techo con un lápiz y fijar presionando con firmeza.

Por su parte, las cornisas o molduras perimetrales se caracterizan por ser muy elegantes y porque resuelven muy bien el encuentro entre la pared y el techo. En general son muy utilizadas para ocultar cables, ya sea de equipos de música, parlantes, etc.

Para instalarlas lo que tenemos que hacer es cortar el extremo de la moldura a 45º con un serrucho, situando la superficie de cara hacia arriba en la caja de ingletes. Luego tenemos que aplicarle el acabado de pintura que deseemos y, con una pistola, aplicarle un cordón de adhesivo en la parte trasera de la moldura y en la superficie que entrará en contacto con el techo, si es que irá pegada a la pared.

El siguiente paso será presentar la moldura y presionar con cuidado. Aplicaremos adhesivos en los cantos de las molduras que vayan a quedar unidas a inglete y, finalmente, retiraremos los restos de pegamento con una esponja húmeda y taparemos las uniones que no hayan quedado con oquedades con pasta grasa.

Foto: molduras por Crown Molding en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...