Crear un cuarto para practicar Yoga en casa

Se sabe que el Yoga es un beneficio tanto para el cuerpo, como para la mente y el espíritu, aquellos que han ingresado al mundo del Yoga reconocen los beneficios que aporta a su vida, los que aún no lo han hecho deben animarse a intentar dar un aire nuevo a su rutina y mejorar su salud como solamente esta actividad lo permite.

Cuarto de Yoga

La decoración del entorno en el que se realiza el Yoga es realmente particular y necesaria ya que se necesita específicamente cierto tipo de elementos en determinada disposición para conseguir un entorno agradable y placentero para conseguir una completa relajación. Lo cierto es que ya no es necesario acudir a un centro de Yoga, sino que se puede tener una habitación propia destinada a eso en el propio hogar.

No es necesario contar con un espacio muy grande, cualquier cuarto que pueda aprovecharse en la casa será suficiente, solamente se debe procurar que cuente con el tamaño suficiente para realizar las posiciones en total comodidad, lo bueno es que al no necesitarse muebles todo el espacio se aprovecha al máximo, una vez que se cuente con ese sector se lo debe adecuar para conseguir un balance que ayude a la calma interior.

Las paredes deben tener un tono agradable, preferentemente en tonos tierra, un amarillo suave es aconsejable, así también como un celeste claro o verde agua, ya que son tonos que nos ayudan a relajarnos de forma sencilla. Como gran parte de la actividad se desarrolla en el piso es necesario transformarlo en algo cómodo, se pueden elegir tapices de esos mismos colores combinados, o inclusive, una alfombra de textura suave, en los rincones se pueden agregar almohadones de tela suave de color rojo, que es otro de los colores de poder en el Yoga, que puede ir combinado con bordados en dorado.

Para complementar el espacio es importante agregar estímulos relajantes a los sentidos, se debe sumar a la decoración entonces un porta sahumerios, hornillos de fragancias, velas y fanales para conseguir un aroma agradable y una iluminación cálida que no irrite a la vista y permita la relajación.

Siempre es bienvenida una estatua de Buda, en ese altar que se construya se pueden poner las velas y los demás detalles, no debemos olvidar que una excelente idea es la de acudir a un mercado de artesanías para conseguir todos aquellos elementos que resulten agradables a la práctica del Yoga, ya que al tratarse de un entorno personal es necesario que cada uno lo vaya decorando a gusto, teniendo en cuenta estos principios básicos.

Fuente: Terra
Foto: Robert Bejil Photography de Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...