Rincón de lectura: diseño y ambientación

En esta ocasión nos dedicaremos a señalar cuáles son los puntos que debemos tener en cuenta al momento de armar y diseñar un espacio para la lectura: colores, muebles y detalles son tres ítems indispensables.

Leer en casa puede llegar a ser uno de los momentos más relajantes para cualquiera de nosotros. ¿No nos suele pasar que llegamos exhaustos del trabajo y queremos zambullirnos en la imaginación de una espléndida historia? Pues claro que si. Y para ello, en esta ocasión os proponemos repasar una serie de consejos útiles, los cuales nos van a servir para diseñar, ambientar y distribuir ya sean muebles o detalles para un rincón de lectura.

Rincón de lectura: diseño y ambientación

Para comenzar, nos dedicaremos a seleccionar el lugar (la habitación, el comedor, el living o una sala de estar). Lo aconsejable es recorrer el hogar y visualizar determinados rincones donde se presente iluminación natural y al mismo tiempo, que no sea molesta. Ojo! Debemos tener en cuenta y pensar cuáles son los momentos del día que nos es posible que tomemos este par de horas para leer un buen libro. Esto va a hacer que nos basemos en el tema iluminación: si preferimos con luz natural (con ventanas grandes) o bien, con iluminación artificial (por ejemplo, lámparas de pie).

Ahora que ya seleccionamos el rincón de lectura, pasemos al tema del asiento. ¿Cómo debe ser? Pues algo práctico es que pensemos en comprar o reciclar una butaca (como un puf o sillón de uno o más cuerpos), un sofá o un diván cómodo y grande a la vez. ¿De qué color? Inclinémonos por los claros, ya que la intención no es cargar la vista, sino relajarla.

Suponiendo que nos gusten mucho las tonalidades fuertes, algo moderno y al mismo tiempo elegante es que elijamos un sillón de un cuerpo color rojo o azul eléctrico con pufs negros para apoyar los pies al costado.

Ahora si, lo siguiente será pensar qué podemos colocar como accesorios o detalles para que la ambientación esté calma. Un buen consejo es la utilización de velas de todas las formas (si son aromáticas mejor aún puesto que las fragancias en el hogar incentivan los cinco sentidos); plantas con flores pequeñas, ya que brindan armonía y paz; cuadros con paisajes relajantes, como una playa con un atardecer o un campo al anochecer; un tacho de basura de pequeñas dimensiones; una alfombra sin mucho pelaje para descansar los pies; una mesa ratona para apoyar lo que queramos llevar con nosotros, como ser un café, un vaso de agua o algo para comer; un revistero y, por supuesto, una estantería para armar una fantástica biblioteca a medida que vamos finalizando con todos los libros que leemos. Todos estos serán complementos ideales para un buen rincón de lectura.

Y como frutilla del postre, una vez que terminemos con nuestras cortas horas de relajación, un buen baño con sales y una música tranquila.

Foto: Rincón de lectura por molino de cerceda en Flickr
Fuente: mundohogar y guiaparadecorar

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...