¿Es mejor comprar una casa nueva o de segunda mano?

Si estás pensando en adquirir una vivienda, conviene que analices qué es mejor: nueva o usada.

¿Qué conviene más: una casa nueva o de segunda mano?

El número de familias que viven en hogares de alquiler se han incrementado notablemente. Cifras demuestran que ha pasado del 11% de 2011 a más del 20% el año pasado. Lo que lleva a que muchos habitantes en España quieran optar por tener su vivienda propia.

Ahora, la pregunta que invade a la mayoría es saber qué resulta mejor: ¿una casa nueva o de segunda mano?

Para responder esta interrogante es necesario conocer los pros y contras que trae cada una de las opciones. A partir de entonces es momento de empezar con la búsqueda de la anhelada vivienda de ensueño, ideal para compartir en familia.

A continuación se analizan las dos opciones para adquirir una vivienda propia:

Vivienda nueva

Lo primero que piensa cualquier persona es en optar por una vivienda nueva. Esta debe tener condiciones perfectas: derroche de modernidad y todo tipo de cosas innovadoras, que brinden el confort y comodidad necesarios.

Cuando de una vivienda nueva se trata, no podemos perder de vista que este tipo de edificaciones no presentan problemas. Los compradores no deben invertir en arreglos vinculados con la infraestructura y gozan de eficiencia energética. Entonces, los beneficios son diversos al largo plazo.

Ubicación y pagos

Una de las características que se debe tener en cuenta al comprar una casa nueva es la ubicación. ¿Por qué? Puede jugar en contra o a favor del futuro propietario.

El trayecto que se debe recorrer para llegar a ella puede ser complicado, tomando en consideración que la mayor parte de construcciones nuevas están en las afueras de las ciudades.

Otra cosa que hay que evaluar son los primeros pagos que se van a realizar por la vivienda. Seguramente se efectúan antes de que esté terminada, por lo que se paga algo que aún no se disfruta.

Casa de segunda mano

Las viviendas de segunda mano son aquellas que le pertenecieron a alguien más. Este tipo de casas están ubicadas en lugares céntricos pero suelen ser más pequeñas.

Ahora bien, analizando la posibilidad de adquirir una casa de segunda mano, es importante recalcar que son construcciones ya edificadas. Por ello, es muy común tener que invertir para realizarle algún tipo de reforma o mejora.

Se trata de viviendas que pueden ocuparse de una vez. De esta manera, muchos evitan eventuales gastos de hipoteca y alquiler durante un tiempo, en comparación a la adquisición de una casa nueva.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...