Jardines de invierno: cosas para que el tuyo luzca perfecto

No importa la temporada, los espacios exteriores deben verse geniales. Aplica estos trucos para que tu patio luzca hermoso y puedas disfrutar en cada uno de sus rincones.

Haz que tu jardín se vea hermoso en invierno

La creación de ambientes cómodos y elegantes es un básico del diseño interiores, pero se puede hacer también en el jardín, sin importar la temporada. Incluso ahora, en el invierno, puedes disponer elementos y piezas específicas, para tener un patio perfecto. Los muros de vidrio, por ejemplo, aportarán luz natural y te mantendrán conectada con el exterior para que disfrutes del paisaje.

Los muebles no pueden faltar en el jardín, pero hoy-más que nunca-debes preferir los de mejor calidad. Elige los de varias plazas y estarás sumando funcionalidad. Fíjate que sean confortables y fáciles de limpiar. Si encajan con tu ambientación interna, mucho mejor. Recuerda que a la hora de decorar, la armonía debe reinar.

¿Cómo crear un jardín para el invierno que sea perfecto?

Al hablar de jardines, lo primero en lo que se piensa es en las plantas. Repletos de ellas se ven realmente fabulosos, así que no dudes en disponer una buena selección en estanterías, mesas, soportes y suelo. Sentirás que su verdor te acoge y revitaliza al entrar.

La diversidad de dimensiones y clases proporcionará un estilo muy chic, imposible de ignorar.  Si combinas y varías, le estarás dando a tu estancia una gran dosis de alegría que a tus familiares e invitados les fascinará. Nada como un jardín hermoso y colorido para alimentar el buen humor. Si buscas algo más, los próximos tips te ayudarán.

Para espacios estrechos, árboles pequeños

Si tu jardín invernal es compacto, es imprescindible descartar voluminosos árboles. Sin embargo, podrás incorporar algunas variedades que no sobrepasen los 2 metros de alto, para que no te quedes sin ese halo de majestuosidad que aportan.

Si algunos de tus ejemplares no pueden crecer por el frío, una solución ideal es resguardarlos con mallas o plásticos especiales. Si te apetece agrandar tu colección, considera elegir unos bonsáis. Le darán delicadeza y glamour a tu decoración.

El encanto de las esculturas

Las esculturas en el jardín se ven espléndidas. Si te agrada la idea de incluirlas en el tuyo, necesitas seguir dos consejos. En primer lugar, busca la que se acople mejor al estilo decorativo del patio y del interior del hogar. En segunda instancia, evita exagerar con el tamaño. Antes de comprarla, visualiza en qué lugar quedaría mejor. En una esquina, bordearla de plantas, se convertirá en un importante foco de atención.

La grandeza de las fuentes

Al igual que las esculturas, las fuentes derrochan estilo y clase. Ambos complementos realzan la estética del espacio y aportan personalidad. No obstante, kas fuentes son idóneas para fomentar la calma y la tranquilidad en el ambiente. Los modelos quedan a tu elección y gusto, ya que las puedes encontrar de pie, tazón o muro.

Muebles con resistentes y perdurables

Los muebles de múltiples plazas destacan, pues se prestan para el disfrute de largas tardes en familia. Sin conjugan resistencia, comodidad y calidad, serán los adecuados. Su compra será una inversión a largo plazo, así que debes tomarte tu tiempo para buscar y elegir las alternativas más adecuadas según tus requerimientos.

Toma en cuenta la durabilidad, las necesidades de mantenimiento y los diseños atemporales. Si te decantas por piezas de última tendencia, querrás cambiarlas cuando hayan pasado de moda, y tal vez no tengas la disponibilidad financiera para hacerlo.

Mesillas y asientos te darán practicidad, sin menoscabar la apariencia, y te facilitarán la tarea de crear un conjunto perfecto. Complementa con una buena mesa, para una comida informal. Procura mantener el equilibrio entre líneas, tonos y estampados.

Piedras y macetas

La piedra realza como material estrella en la remodelación de jardines. Se pueden incluir en todas las superficies y son prácticas de higienizar. Un auténtico acierto que reúne un sinfín de bondades.

Las macetas también poseen un potencial decorativo significativo. Alternar los materiales y proporciones de éstas, servirá para dar vistosidad al lugar.

Las luminarias pueden darle un aire romántico, clásico o bohemio, según lo que quieras. Puedes optar por cercados, candelabros, lámparas, bombillas y un sinfín de presentaciones.

Consejos adicionales para diseñar un jardín de ensueño

La gama de tonos pasteles se acopla a la perfección a esos a ambientes pensados para el ocio, la distensión y la desconexión de la rutina diaria. Usa estos colores en las paredes para crear contraste entre ellas y las plantas. Si agregas flores, el resultado será más favorecedor.

Si quieres que tu jardín resalte sobre otras áreas del hogar, da protagonismo a pequeñas piezas. Eso te dará libertad creativa para reinventar el espacio cuantas veces lo desees, sin que esto implique grandes costos. Con sólo cambiar o mover los elementos, le estarás dando un aire distinto.

Juega con estos consejos y atrévete a mezclar conceptos, para tener un jardín invernal digno de revista. Combinando objetos actuales con una arquitectura de corte clásico, podrás conseguir un sitio audaz y muy lindo, para vivir momentos mágicos con tus parientes y amigos. Si sientes que ganan las bajas temperaturas, recurre a los cerramientos de cristal. Te mantendrán calentito y sin barreras visuales.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...