La gran revolución: ¡todo sobre el Krion!

Este material de nueva generación se ha abierto paso en el mundo del interiorismo gracias a su larga lista de propiedades positivas: durabilidad, resistencia, capacidad antibacteriana, diseño sin juntas… y ya podemos encontrarlo en todo tipo de construcciones.

krion

Si es cuestión de hablar de materiales innovadores que están arrasando en interiorismo, es hora de hablar de Krion. Posiblemente muchos ya lo conozcáis, aunque igual el nombre os sigue sonando a chino. El Krion es un material resistente y sólido de última generación que ha sido desarrollado por la empresa Systempool, que puede que ya os suene más, perteneciente al Grupo Porcelanosa, del que seguro que sí que habéis oído hablar. El Krion es un material con propiedades increíbles que no han dejado aún de evolucionar porque cada día sus aplicaciones son más y más variadas y ya lo encontramos por todas partes y con todo tipo de usos. Creo que es el momento de conocerlo a fondo y descubrir lo que se esconde tras el éxito de este material.

Qué es el Krion

Se trata de una superficie sólida, parecida a la piedra natural, con un tacto muy cálido. Dos terceras partes de su composición son minerales naturales y resinas de gran resistencia, lo que ofrece características increíbles a este material como por ejemplo su dureza y durabilidad; también su carencia de poros, su aislamiento acústico o su capacidad antibacterias sin necesidad de añadirle ningún producto intermedio. Además, destaca el escaso mantenimiento que requiere, la facilidad de limpieza y, por si fuera poco, su fácil reparación. Krion se corta en planchas, de manera parecida a la madera, pudiendo después unirlas o moldearlas para formar piezas curvas, llegando a crear diseños imposibles con otro tipo de materiales. Solo falta añadir que Krion ¡es ecológico y reciclable 100%!

Krion en cocinas y baños: el origen

Este material comenzó sus primeras andaduras en las cocinas y baños de hogares, hoteles y otros inmuebles, donde su resistencia y sobre todo su propiedad antibacteriana le permitía lucir radiante sin apenas mantenimiento contra manchas, grasas y disolventes, además de su resistencia al calor. Sin duda, se llevó un sobresaliente y desbancó a todos los materiales similares que habían triunfado en el mercado hasta entonces, ofreciendo una mayor higiene y un efecto visual mucho más bonita, ya que podía ensamblarse sin necesidad de juntas de por medio. Lo mismo ocurrió en los cuartos de baño: Krion se convirtió en el material por excelencia para crear lavabos, duchas, bañeras y mobiliario con diseños prácticos y muy vistosos.

FOTO: krion.es

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...