Tipos de madera para una casa con materiales nobles

La naturaleza es tan generosa, que ofrece múltiples de elementos para construir y decorar. Uno de los más usados es la madera. Si te gusta, repasa las variedades que hay.

Tipos de madera para la decoración

La madera es uno de los elementos indispinsables en la decoración. Según el tratamiento que se le de,  puede lucir cálida, elegante, clásica, sobria o vanguardista. Se adapta a la mayoría de los estilos, proporcionando efectos hermosos. La madera es uno de los materiales más nobles, durables y resistentes que existen. Además, su variedad y utilidad es inmensa.08

Por ejemplo, el arce es el favorito para escaleras y suelos. Mientras, la caoba es ampliamente usada para la fabricación de muebles de alta gama. El pino, por su parte, es muy empleado para techos y mobiliario. Cada una de las variantes tiene características y bondades propias. Si te gusta, no dudes en averiguar cuál es la que más te conviene. Usar madera para ambientar la casa, es una inversión segura.

Tipos de madera para decorar la vivienda

Si tu interés es crear espacios acogedores y confortables, la madera es una de las mejores alternativas que puedes tener. Hay quienes dicen que estando en contacto con ella el cuerpo se relaja, lo cual suma puntos a su favor. Es apta para muebles, suelos, paredes, adornos y más. Se ve estupenda en todas las estancias, incluidas las del exterior. Si quieres aprovecharla, entérate cuál madera puedes utilizar para cada proyecto. Aquí un resumen de sus potencialidades.

Teca: resistente y muy firme

La hallarás en las decoraciones de estilo colonial, aportando un aire exótico. Con el empleo de laca o aceite, podrás darle un toque lustroso y renovado. Es imprescindible que la protejas de las condiciones externas, para alargar su vida útil. Con los cuidados necesarios, la teca es una gran opción para cocinas y baños. No obstante, quintuplica los costes en comparación con el pino.

Caoba: exclusiva y elegante

La caoba es demandada para trabajos de carpintería, por su fácil manipulación. Además, tiene amplia resistencia frente a humedad y parásitos. Goza de una extraordinaria calidad, por lo se emplea también en recibidores, alcobas y comedores. Este material originario de Sudamérica y extendido por las tierras europeas, sobresale por su poder de aguante a golpes o magulladuras. El peligro de sobreexplotación, se tradujo en un aumento de su coste.

Pino: sutil, sencillo y económico

Debido a su naturaleza robusta, se usa en la fabricación de sillas y muebles. Por su  coloración neutra puede teñirse. Aunque es más económica, es propensa a rayarse o marcarse, por lo que se le debe dar un mantenimiento muy riguroso. Para los techos de machimbrado también suele emplearse.

Fresno: tolerante a las fricciones

En encimeras y puertas es muy aprovechado el fresno. Entre sus cualidades destaca la facilidad con la que puede “acoger” tornillos, clavos, tientes o lijas. El punto negativo del fresno, es que es vulnerable a los insectos.

Castaño: de acabado rústico

El castaño se ve en ventanales, revestimientos, mobiliario rústico y marquetería. Quienes lo usan para estos u otros fines, lo protegen con bloqueador, ya que es susceptible a las bacterias.

Arce: un material multiusos

El arce suave se adapta muy bien a puertas y armazones, incluso se emplea para reforzar la parte interna del mobiliario. En cambio, el arce resistente adquiere la forma de instrumentos musicales, escaleras y revestimientos. Necesita resguardarse de la luz solar, pues desluce pronto su acabado.

Abedul: uniforme e impoluto

La madera del abedul no tiene vetas, así que aporta una belleza singular a rodapies, revestimientos, frisos, molduras y demás decoraciones. Es dura y resistente, pero a pesar de eso, no se aconseja para exteriores. Es débil ante la humedad. Su bajo costo es algo que le ha dado popularidad.

Roble: solidez y elegancia

Para vigas el roble es bastante apropiado. También se usa en muebles y para edificaciones en general. Eso sí, debe curarse bien antes de empleado para el ensamblaje. Para paneles es una de las mejores opciones que hay. Es caro, pero su durabilidad lo compensa.

Otras maderas para ser aprovechadas en la casa

Se podría escribir un libro entero hablando de los tipos de madera. Continuamos este listado con el olmo, un material que realza laminados y mobiliario. Soporta la humedad, y precisamente por ello se  emplea en la construcción de embarcaciones. Asimismo, cuenta como una de las maderas predilectas de los escultores.

El olivo cuenta con un tronco grueso y macizo. Sus vetas lo dotan de una especial belleza, por lo que es de común uso en labores ralacionadas con el diseño y las artes.

La madera de cerezo tiene una delicadeza exquisita. No se pude y es muy flexible. Al natural, tiene una coloración que va del marrón al rosa. Sin embargo, poco a poco va tornándose más oscura. Embellece sillas, revestimientos y muebles por igual. Para la decoración es estupenda.

El nogal se distingue por su tonalidad castaña oscura y su densidad regular. Los carpinteros se valen de él para hacer gabinetes, muebles, puertas y un sinfín de piezas.

Antes de decantarte por un tipo de madera en específico, resulta fundamental establecer qué mobiliario o elemento buscas, y cuál será su ubicación. La idea es que logres beneficiarte de todo su potencial.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...