Cómo forrar un armario

No todo el mundo está capacitado para reciclar muebles. Pero entre nosotros, seguro que algún familiar existe y para ello, nada mejor que estar al tanto del paso a paso sobre cómo forrar un armario, qué útiles vamos a necesitar y de qué manera utilizarlos.

Nunca es tarde para reciclar un mueble hogareño. Las posibilidades que tenemos son infinitas y todo depende del gusto que cada uno tenga de nosotros. Desde luego que la complejidad varía según cómo nos dediquemos a su realización y, para ello, nada mejor que estar bien informados sobre diversos ítems para realizar paso a paso el forrado de un armario.

Cómo forrar un armario

Lo primero que debemos pensar es la calidad que deseamos darle: si madera maciza, aglomerado enchapado o aglomerado plastificado, entre otros. El mejor consejo es tomar planchas de estratificado ya que cuenta con fácil acabado, es económico y, además, es sumamente práctico en cuanto al mantenimiento y la limpieza del mismo.

Una vez seleccionado el material, quisiéramos rescatar algunas claves para su colocación.

  • La cola de contacto ofrece una consistencia que se modifica según la temperatura del ambiente. Esto quiere decir que, para aplicarla de manera correcta, debemos quitar el bote donde esté almacenado o guardado un par de horas antes de su uso.
  • Otra clave de gran importancia es la de tomar medidas extremas de cuidado con las aristas (previamente a su lijado), ya que el estratificado es un material que está considerado como muy cortante y al mismo tiempo, duro.
  • Y para finalizar, no es necesario plasmar sargentas que hagan presión en las piezas ya que el encolado es instantáneo. Únicamente tenemos que cuidar que le pegamento se distribuya de manera correcta por toda la superficie.

Materiales necesarios para el forrado de un armario:

  • Espátula
  • Cutter profesional para cortar el material evitando sus rasgaduras.
  • Sierra de calar, la cual si o si debe estar equipada con una hoja de dentadura extremadamente fina para las grandes superficies o redondeos complicados de hacer.
  • Rodillo de enmoquetar. Éste nos es útil para aplastar la plancha una vez que esté pegada.
  • Cepillo de metal o lima para suavizar las aristas.
  • Masilla acrílica y cola.

Paso a paso para la colocación del forro en un armario:

El primer paso es lijar y quitar el polvo sobrante de la parte de vayamos a forrar. A continuación debemos rellenar los agujeros que se puedan presentar con la masilla acrílica o cola, dejar secar y luego  pasar por la zona un papel de lija de grano medio (Siempre debemos limpiar el polvo sobrante).

Lo siguiente será tomar la cola, aplicarla y extenderla de manera pareja con una espátula flexible. Una vez que la cola se encuentre pegajosa, localizar el estratificado sobre el armario a forrar.  Si necesitamos hacer algún tipo de corrección, tenemos que presionar con la mano del centro hacia fuera.

Posteriormente, tendremos que utilizar un rodillo para hacer presión de forma continua y regular la plancha. Dar la vuelta a la tabla y con un cutter cortar los bordes que sobren al ras. Tomaremos un cepillo metálico y enrasaremos las aristas. Luego, para cubrir los cantos, tenemos que cortar de manera prolija tiras y pegarlas con cola de contacto. Este procedimiento lo aplicamos en todo el armario.

Una vez finalizado, tenemos que pulir  los cantos con lija y pasar una esponja húmeda para extraer todo el polvo sobrante.

Foto: wardrobe por mazzali en Flickr
Fuente: bricolaje

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...