El antes y el después de un sofá feo

Sigue los pasos de este DIY para conseguir transformaciones increíbles en tus muebles viejos o feos, ¡basta un poco de pintura y de imaginación para alcanzar lo chic!

Cambio sofa feo

La restauración de muebles es una de las técnicas que nos permite conseguir auténticas reliquias para el hogar, así nos los demuestra este ejemplo de un sofá que no era más que una mole de fealdad, admitámoslo, y no hay rastro de todo eso cuando uno ve el resultado posterior. Y lo mejor de todo es que ha sido tan fácil como darle una capita de pintura y ponerle un poco de imaginación. El antes y el después de este caso es sorprendente. Se ha utilizado pintura Textil Medium, que es la que nos permite aplicar pintura de pared sobre textiles adecuadamente, para proteger el tejido de la corrosión y facilitar la adherencia de las siguientes capas de pintura.

El autor de esta magnífica transformación podría haber pensado en tapizar todo el sofá y ofrecerle el cambio que se merecía, pero apostó por la pintura. Así que todo lo que tuvo que hacer es darle una pasada con el rodillo y ¡voilà! El color negro, elegante por naturaleza, cambia completamente el aspecto del sofá, y se ve dulcemente acompañado por el color dorado que se ha aplicado en la moldura de madera de las patas y la estructura principal.

Respecto a las fundas de los cojines, tan solo se ha necesitado recortar telas de color negro y coserlas utilizando velcro, cremallera o botones para poder cambiarlas y lavarlas cuando sea necesario. Una manualidad que no nos llevará más de un día y medio, mientras dejamos secar la pintura… y al final nos quedará ese fantástico mueble que observamos en la segunda foto y que si el entorno lo favorece, puede quedar de lo más lujoso. Llegados hasta aquí, uno puede entender que cualquiera de sus muebles, por viejos y feos que sean en sus inicios, pueden adquirir un aspecto único y renovador sin necesidad de grandes inversiones de dinero ni de tiempo.

Para que os podáis hacer una idea, el Medium Textil cuesta en torno a los 12 euros, a lo que sumamos los 20 de la pintura, y unos 15 euros en tela negra para las fundas… y nos sale un sofá completamente nuevo por tan solo 50 euros. ¡Nunca un sofá tan chic había sido tan barato! Y ya sabéis lo mejor de los DIY… lo que sale de nuestras propias manos nos hace sentir muy orgullosos y será más admirado por los demás que una compra habitual. ¡Ánimo!

Fuente: Funkytime

Fotos: Pinterest

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...