La silla más famosa del mundo cumple 125 años

La Torre Eiffel ha encontrado hermana gemela en esta reproducción con sillas Bistro que ha creado la firma francesa Fermob para celebrar el 125 aniversario de esta famosísima pieza de interiorismo.

Tour Eiffel Bistro Fermob

La silla es una de esas piezas de mobiliario más básicas que encontramos en el mundo del interiorismo y que nos acompaña desde mucho tiempo atrás. Sin embargo, solo hay una silla que ha creado historia y ha dejado su propia huella a lo largo del tiempo. Tal vez muchos de vosotros no la reconozcáis por el nombre, pero sí en cuanto descubráis el diseño que innovó en su época una firma francesa. Se llama Bistro. Un nombre que parece proceder del ruso, utilizado por los soldados para solicitar que les llevaran un asiento urgentemente cuando estaban en algún bar. Ha sobrevivido el nombre desde entonces y, tal vez lo más curioso, también ha sobrevivido el diseño durante más de un siglo. ¿Ya sabéis a qué silla me refiero?

Son más de 125 años ya los que ha permanecido este modelo en el mercado, así que no hallaremos problemas para encontrarla en cualquier rincón de Internet o en grandes almacenes. A partir de Bistro se han diseñado otras variantes, pero todas responden a las mismas líneas. Hoy es la firma Fermob la heredera de este gran icono del interiorismo y ha querido celebrar por todo lo alto el 125 aniversario de su creación, relacionando la silla con otro grandísimo icono de la capital francesa: la torre Eiffel. Hasta el día 7 de julio permanecerá en parís, junto a la torre original, una réplica de la misma creada en color rojo con cientas de sillas Bistro. Una reproducción única que ha desatado una buena masa turística en torno a París. La iniciativa ha ido mucho más allá y durante este 125 aniversario, los fans de este modelo de silla pueden incluso enviar felicitaciones y compartir anécdotas a través de una aplicación exclusivamente creada para este evento.

La famosa silla plegable fue fabricada por primera vez a finales del XIX y utilizada en los cafés al aire libre en la orilla del río Sena, todo un éxito que se hizo eco a lo largo del globo. Una silla que podemos encontrar ahora en Paría, en Harvard, en Times Square y quién más sabe dónde. A lo largo de los años este famoso modelo de silla ha sufrido algunos cambios pero todavía conserva esa fuerza icónica, y la podemos hallar disponible en multitud de colores. Es, sin duda alguna, una silla digna de tener en casa y una silla para seguir recordando al menos durante 125 años más.

Foto: Web de Fermob

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...