Una cama mecedora, ¡ay que me duermo!

Joe Manus nos trae esta cama integrada dentro de una estructura de hierro ovalada que permite dotarle de un suave balanceo, con el que entraremos rápidamente en sueño.

Cama Mecedora

Mecedoras modernas hay muy pocas, la mayoría se recuerdan como ese típico asiento de las casas antiguas, donde alguna humilde viejecita tejía sus últimos jerséis, con el gato arrebujado en sus pies. Pero el movimiento tambaleante de delante hacia atrás era gratamente relajante, no en vano los niños se columpian en el balancín para disfrutar a tope, aunque nosotros hablamos de un movimiento mucho más dulce y relajado, que nos lleva rápidamente a los brazos de Morfeo y nos adormece, hasta que el asiento deja de moverse y todo vuelve a su quietud.

Por eso alguien ha querido regalarnos una oportunidad para balancearnos suavemente y dejar que sea el ligero aire quien nos adormezca por las noches. Desde luego que una mecedora -aunque las hay de muchas clases- no parece el lecho más ideal, quizás sí para una siesta pero no para concebir sueños más largos. Para eso necesitamos una cama. Y una cama mecedora es lo que traigo hoy para vosotros, literalmente. El movimiento nos tranquiliza, al igual que la mano materna tira de la cuna de lado a lado cuando somos apenas un bebé.

Este diseño que os presento aquí esta concebido como una especie de cápsula con forma ovalada: unos hierros redondeados conforman la estructura o cáscara exterior, en la que se ha insertado horizontalmente una cama de matrimonio en el centro. El somier guardaespaldas se prolonga en ambos extremos para crear, con el mismo tipo de madera, un discreto cabecero y un salvapiés de las mismas características. La estructura externa está totalmente abierta al exterior, de forma que evita posibles claustrofobias. La cama, rehén de las patas ovaladas, se mece de un lado para otro si ejercemos el mínimo movimiento necesario. Como pasa con un columpio, en el momento cesas la actividad, él solo acaba deteniéndose, por lo que al final de la noche, los durmientes de esta cama terminarán en completo reposo.

Este diseño ha recibido el nombre de Mood Rocking Bed y ha sido confeccionado por Joe Manus, quien además no ha querido desaprovechar la oportunidad de crear a juego una mecedora exactamente igual. Eso sí, no observo por ningún lado la posibilidad de suprimir ocasionalmente el movimiento tambaleante de la cama. Quizás pueda ser éste un pequeño inconveniente a la hora de hacer la cama o en esos determinados momentos poco decorosos que se viven bajo las sábanas, pero eso ya son otros asuntos aparte.

Más info: Home Source International

Foto: Pinterest

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...