Cómo lavar ropa negra sin que destiña

La ropa negra puede perder su color si se lava demasiadas veces. Para evitarlo, hay que lavar en frío y del revés, evitar los detergentes en polvo, leer bien las etiquetas y planchar del revés

Lavar ropa negra

La ropa de color negro es muy llamativa y pega con todo. El problema es que, si se usa mucho, se va destiñendo con el tiempo. Eso hace que pierda su llamativo color oscuro y se convierta en una prenda gris.

Si queremos que la ropa negra no se destiña, debemos tener especial cuidado en ciertas cosas. Hoy aprenderemos cómo lavar la ropa negra sin que esto ocurra.

Trucos para lavar ropa negra sin desteñir

En primer lugar, hay que tener en cuenta que no toda la ropa es igual. Antes de lavar debemos conocer qué tipo de ropa es y cómo la vamos a clasificar. No es lo mismo ropa de material sintético que natural, ya que requieren un cuidado y una lavado diferente.

Una vez que sepamos esto, debemos escoger el programa adecuado en la lavadora para alargar la vida de la prenda. Hay prendas que no se deben juntar, como por ejemplo la ropa interior delicada con los pantalones vaqueros.

Por lo general, la ropa negra se lava a una temperatura inferior a 30 grados, algo que evita que las fibras de la ropa se rompan. También se suelen usar programas de lavado cortos. Es más, algunas lavadoras tienen un programa especial para ropa de este color que podrías usar.

Además, hay prendas que solamente se pueden lavar en seco, una función que no suelen tener las lavadoras convencionales. En este caso, hay que acudir a una tintorería. Lo mismo ocurre con las prendas delicadas que se deben lavar a mano, aunque esto sí que lo podemos hacer nosotros mismos.

Un error muy común es meter la ropa a la lavadora sin mirar en los bolsillos. A veces se quedan dentro pañuelos o papeles que destiñen la ropa, provocando que se arruine sin darnos cuenta. Otro truco para evitar que destiña es darle la vuelta a la ropa para lavar del revés, especialmente si tiene algún dibujo.

La ropa negra se debe lavar con un detergente líquido y evitar el detergente en polvo, el cual puede dejar manchas de color blanco. Es más, es recomendable escoger el específico para ropa negra, evitando detergentes con blanqueador. También debes echar la cantidad justa para evitar que salgan manchas.

Después de lavar, seca la ropa a baja temperatura, haciéndolo en un tendedero lejos del sol o en una secadora a baja potencia. Después de eso, plancha la ropa del revés a baja temperatura para mantener el color el máximo tiempo posible.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...