Los mejores trucos caseros para mantener a punto las alfombras

Los tapetes son piezas claves de la decoración hogareña, pero requieres de mucho cuidado. Dependiendo del material, pueden requerir técnicas o productos específicos. No obstante, hay trucos caseros que te pueden funcionar.

TRUCOS PARA MANTENER LA ALFOMBRA

Un tapete descuidado daña la apariencia de las habitaciones. Además, potencia las alergias y se convierte en un nicho para la proliferación de ácaros. No pierdas tiempo y apunta los mejores trucos caseros para mantener a punto tus alfombras.

Antes de comenzar con las tareas de limpieza, debes revisar la etiqueta con las recomendaciones del fabricante, pues dependiendo del material, puede requerir tratamientos particulares. Las alfombras de fibras naturalres, por ejemplo, se deben asear lienzos humedecido, siguiendo la dirección del pelo, para luego dejar secar.

Podrás aspirar los tapetes de algodón, lavarlos en seco o apelar al agua fría. Aquellos de fibra vegetal también se pueden aspirar, incluso diariamente. En caso de ser de coco, recurrir a un cepillo rígido será la mejor opción. El procedimiento debes hacerlo en seco.

Tips para mantener limpias las alfombras

Con frecuencia pisas tus alfombras. Por ello, están llenas de mugre y polvo que transmiten con facilidad al aire de tu hogar, exponiéndote a una vasta cantidad de microbios que pueden enfermar a tu familia. Por otra parte, al descuidarlas acaban apelmazadas y aparecen los primeros signos de deshilachamiento. Un peligro constante de que niños o adultos mayores se tropiecen. No dejes que eso suceda. Aplica los mejores trucos caseros para mantener a punto tus alfombras

Para acabar con los malos olores de los tapetes necesitarás 250 gramos de sal. Usa la que tengas en la despensa, extiéndela sobre el felpudo y enróllalo gradualmente de manera que esté comprimido, con el menor espacio posible. Déjalo así por 24 horas. Transcurrido ese lapso aspira para remover mugre, olores y sal. En el proceso también se quitan multitud de manchas.

Elimina gérmenes, quita manchas y desodoriza. ¿Cómo? Calienta agua, agrega amoníaco y vacía la mezcla en un envase con rociador. Pulveriza sobre la alfombra, friega con cuidado ayudándote con un cepillo. Ventila la habitación para que seque,  y verás la diferencia.

Higieniza tu alfombra de pelo largo

Si tienes una alfombra de pelo largo es indispensable que la laves con regularidad, para evitar el desprendimiento de sus fibras. Necesitarás 250 ml de agua y 50 mililitros de vinagre blanco. La ventaja de usarlo radica en que es bactericida, desinfectante y limpiador.

La colgarás a cielo abierto en un balcón o patio. En última instancia, una habitación en la que puedas abrir las ventanas para que se ventile. Dale golpes con ayuda de una barra, y así lograrás que se desprenda la mugre, los cabellos y demás partículas.

Haz la mezcla de agua y vinagre, vacíala en un recipiente con spray y pulveriza sobre el tapete. Deja secar por tres horas. Al secarse el olor desaparecerá por completo.

Una solución para cada mancha

Para los manchones de salsa, leche, café, fruta o vino aplica vinagre y detergente neutro en agua tibia. Podrás hacerlo con un estropajo húmedo. Espera unos minutos, retira con un lienzo y deja secar.

Para manchas de lodo deja secar, y cepilla con una parte de amoníaco por tres de agua. Para la suciedad que dejan las mascotas, disuelve amoníaco jabonoso en agua tibia. Servirá para aquel tapiz de poliéster, fieltro o lana.

Si se derramó tinta, crema, cera o aceite los disolventes limpiadores en seco serán idóneos. Si el problema es chicle, acetona o barniz de uñas, utiliza el mismo disolvente. Luego humedece con la mezcla de vinagre, detergente neutro y agua tibia. Por último, aplica de nuevo el disolvente.

Tips básicos para el mantenimiento de las alfombras

El cuidado de las alfombras también es cuestión de hábitos familiares. La regla principal para alargar su vida útil es atender cualquier derrame de forma inmediata. Antes de que se adhieran al tejido, la colocación de toallas húmedas es una excelente alternativa para solucionar la emergencia.

Ten en cuenta que los zapatos deben quedar vetados de las áreas alfombradas, pues provocan su deterioro acelerado. Si tienes felpudos en la entrada del hogar, aspira con frecuencia. Una buena alternativa es colocar un camino sobre ella. Así el tránsito continúo no se traducirá en un deterioro total.

Hay un aspecto que usualmente pasa desapercibido pero que influye muchísimo en la apariencia de la alfombra: la limpieza del aire acondicionado. Si los filtros están sucios, toda la suciedad sale al ambiente y las fibras del tapiz acaben por “atraparla”.

¿Tienes mascotas en casa? Este factor influye en la regularidad de limpieza o aspirado, dado que los amigos peludos botan pelos, capas y suciedades que se adhieren a sus patas y a la alfombra por donde transiten. ¡No te descuides!

Aspirado digno de un profesional

Puede parecer que cualquier aspirado funciona, pero no es así. Para que sea realmente efectivo, comienza desde la parte superior y baja progresivamente. No esperes a que la bolsa esté a reventar, cámbiala cuando esté cerca del 90% de su capacidad. Quita los obstáculos de tu tapiz, mesas, lámparas y demás . Éstos solo ralentizan tu labor.

De igual forma, cerciórate de que la aspiradora se ajuste a tu altura. Si lo prefieres, puedes programarte para llevar tu tapiz anualmente para recibir un tratamiento profesional, pero si gustas asunir la tarea, ten presente que antes de aplicar los trucos caseros, es necesario hacer una prueba en una esquina. Así comprobarás que los tonos y texturas tienen buena tolerancia a los productos o mezclas que va a emplear. Escoge el lugar menos visible para el pequeño experimento. No tengas miedo. Con estos trucos tus alfombras lucirán hermosas. 

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...