Trucos Hogar para limpiar las alfombras

La alfombra en los suelos nos permitirá contar con amientes elegantes y acogedores. Sin embargo, para que no pierda su encanto es importante que siempre la mantengamos en buen estado. Para eso os propongo conocer algunos trucos caseros que nos permitirá tener la alfombra como nueva.

Las alfombras son muy utilizadas en los hogares. Hubo un tiempo en que se habían transformado en una verdadera tendencia, y aunque hoy en día ya no lo son, siguen siendo muchas las familias que optan por la elegancia y confort que este material le brinda a nuestros pisos. Sobre todo en los dormitorios, y más aun en la de los pequeños, ya que los tropiezos o caídas de los primeros pasos se verán amortiguadas.

Mantenimiento y cuidado de la alfombra

Existe un único problema en las alfombras, cuando se ensucian o manchan. Una alfombra en buen estado tiene un efecto visual incomparable. Una alfombra en mal estado también lo tiene, aunque desde un punto de vista negativo.

A partir de esto, para limpiar correctamente una alfombra lo primero que debemos haces es eliminar completamente todo el polvo que se encuentre sobre la superficie. Para esta tarea lo mejor es pasar una aspiradora en el sentido del hilo del pelo. Sin embargo, si estamos ante la presencia de una lana muy antigua o delicada, no conviene usar el aspirador ya que podríamos romper las hebras de lana.

Una vez que la alfombra esté libre de polvo, entonces utilizaremos un preparado, aquí viene el primer truco hogar, que nos servirá para desengrasar y reavivar los colores. El preparado se realiza con 1 cubo de agua caliente, 1 chorro de detergente líquido y 1 vaso de amoniaco. Debemos añadir el detergente líquido y el amoniaco al cobo con agua caliente y con la ayuda de un cepillo de cerdas gruesas frotar sobre la superficie. Tendremos que dejar secar la alfombra.

Alfombra Manchada

Para solucionar el problema de una alfombra manchada de grasa lo que se necesita es echar sobre ella unas gotas de gaseosa, y frotar con fuerza cuando ya esté seco. Otra alternativa es rociar bicarbonato de soda, una fécula de maíz, una harina de maíz, o un polvo de talco, dejarlo secar y luego pasar la aspiradora.

Si la mancha es producto de algún líquido, entonces lo que tenemos que hacer es colocar rápidamente una toalla o papel toalla  y darle golpecitos con los dedos para evitar que el líquido sea absorbido por la alfombra.

En cambio, si se trata de una mancha soluble en agua,  lo que debemos hacer es aplicar alguna solución detergente. Luego le colocaremos algunos pedazos de papel toalla encima del lugar y unos libros arriba para dar presión. Más tarde retiraremos los papeles toalla.

La alfombra y sus bordes

Para que un borde no se levante se puede colocar sobre él una toalla de rizo bien húmeda y pisarla varias veces. También podemos humedecer bien la alfombra y pintar el reverso con cola de carpintero.

Alfombras persas

Para el mantenimiento adecuado de una alfombra persa es importante de vez en cuando frotarla con agua caliente con unas gotas de vinagre.

Fuente: Trucos Hogar
Foto: Alfombras por josquin2000 en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...