Mantenimiento de los sofás

Los sofás son, sin duda, parte del mobiliario primordial en todo hogar. No hay nada mejor que un buen sillón para sentarnos a descansar, leer o, simplemente, mirar un poco de televisión. Claro que para poder disfrutar de un buen sofá es importante que este se encuentre en buen estado. Por dicha razón, en este post una serie de consejos útiles para mantenerlos en perfecta condición.

Los sofás son, sin duda, parte del mobiliario primordial en todo hogar. No hay nada mejor que un buen sillón para sentarnos a descansar, leer o, simplemente, mirar un poco de televisión. Claro que para poder disfrutar de un buen sofá es importante que este se encuentre en buen estado. Por dicha razón, en este post una serie de consejos útiles para mantenerlos en perfecta condición.

Mantenimiento de los sofás

Mantenimiento de los sofás

Mantenerlos siempre limpios es lo primero en lo que debemos centrar nuestra atención. Para conseguirlo, lo que podemos hacer es limpiarlos regularmente, cada dos o tres días, eliminando el polvo con la ayuda de una aspiradora. De esa manera conseguiremos evitar que los ácaros se instalen en él.

Por otro lado, también es fundamental mantener los sofás alejados de todo aquello que produzca color calor, como lo son las estufas o los radiadores. El problema si lo hacemos es que las zonas más cercanas al calor se marcarán y cambiarán su color con respecto al resto de la superficie. Lo mejor es mantenerlo a una distancia superior a los 50cm si queremos evitar un desgaste inusual en determinadas zonas por esas altas temperaturas.

Otra cosa que debemos evitar, además de las altas temperaturas, es dejar revistas o periódicos encima de estos muebles, dado que si el día está muy húmedo podemos encontrarnos, al término del día, con una superficie manchada por la tinta. Por otro lado, la luz directa, ya sea natural o artificial, tampoco es muy amiga de los sillones. A pesar de que las telas de estos muebles vienen cada vez más resistente, otras podrían hacer que los colores perdieran su intensidad. De esta manera, si el sillón se encuentra cerca de ventanas por donde ingresan los rayos del sol debemos tener mucho cuidado.

Finalmente, si nuestro sofá por algún motivo cuenta con una mancha, una alternativa para eliminarla es utilizar una mezcla de jabón (suave para ropa) diluido en agua. Sin embargo, es recomendable probar dicha solución primero en una parte no visible del sofá, para poder observar si no hay alteraciones en la superficie.

Los sillones son una parte del mobiliario cara dentro de un hogar. Una buena forma de ahorrarnos unos euros es cuidándolos bien y realizándole un correcto mantenimiento.

Teniendo en cuenta estas y otras recomendaciones que podrán encontrar en nuestro blog notarán como la vida útil del sillón se extiende cada vez más.

Foto│Kitchenplan

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...