Alfombras, la segunda piel del suelo

Cada día encontramos más diseños y estilos para vestir nuestros suelos con propuestas de todo tipo y para todos los gustos

Comentábamos en otro post reciente las bondades de las alfombras como importante elemento decorativo, a la par que funcional. Decíamos allí que la alfombra ha traspasado con los años su papel original de «abrigo del suelo» o de pieza para marcar ciertos estatus sociales, y forma más parte hoy en día del conjunto de estrategias decorativas para una casa. Sin embargo, su funcionalidad sigue siendo muy importante en ciertas estancias como el cuarto baño, la terraza, la cocina o la entrada, sitios en los que nuestros pies necesitan una superfície extra en los que apoyarnos para secarlos, limpiarlos o evitar manchar el suelo, entre otras cosas.

Las alfombras han sido históricamente una pieza fundamental para decorar cualquier espacio

De todas maneras, superada esta visión funcional, que en menor o mayor medida todos los modelos nos pueden ofrecer siempre y cuando estén convenientemente fabricados, a la hora de elegir una alfombra nos encontraremos básicamente con tres retos: el primero, encontrar el diseño que mejor se adapte a la decoración de la habitación en la que la colocaremos; la segunda, que las dimensiones de la pieza encajen al espacio que queremos cubrir; la tercera, que tengamos más o menos claro el uso futuro que le daremos y el del espacio que ocupará, y el del alrededor.

Estos problemas encuentran rápida solución con la gran flexibilidad que encontramos hoy en día en todas las tiendas dedicadas al hogar. El catálogo de diseños de alfombras es muy amplio vayamos a la tienda que vayamos. Con variedades de color, formas y estilos que pueden incluso llegar a marearnos. La personalización puede ser un valor que explotan muchos detallistas, dejándonos escoger a nuestro gusto la combinación de parámetros, e incluso nos pueden dar la opción, de combinar la base con la cenefa que se nos antoje.

Hay que pensar también que las alfombras pueden ser útiles para sectorizar una área diáfana o crear un punto de enoque en un ambiente concreto, de la misma manera que lo haría una lámpara dirigida en el techo. Así, podemos crear un microespacio con el simple hecho de colocar una alfombra en un lugar concreto y añadirle, un grupo de butacas y una mesa, por ejemplo. Así logramos que cualquiera que entre aprecie una zona visual bien definida, sin necesidad de utilizar paredes u otros elementos delimitadores.

Si bien hay alfombras estándar, muchos fabricantes se adaptan perfectamente a las medidas exactas del consumidor y tan sólo el precio se verá afectado por la superficie que deseemos cubrir. En todo caso, aunque no encontremos la opción de personalización total, siempre se suele ofrecer un mismo modelo de alfombra en diversos tamaños.

Fibras naturales como el yute, el coco, el sisal…y otros tejidos como chenilla, lana, piel, microfibra…desde los modelos más clásicos en colores lisos o con bordados, hasta alfombras pensadas para habitaciones infantiles y juveniles en colores vivos y con dibujos llamativos, desde las mas funcionales, para protegernos del frío del suelo, hasta las más sofisticadas y elegantes alfombras, capricho de decoración, todas ellas elaboradas con los más altos requerimientos de calidad están a nuestra total disposición en el mercado.

Además, hay empresas que se dedican exclusivamente a diseñar alfombras de estilos de todo tipo, pero siempre siguiendo unos parámetros de modernidad. Esto nos asegura que vestiremos nuestros suelos con gran calidad y siempre adaptados a la última moda. Existen además distribuidoras de alfombras que presentan colecciones de diseñadores de vanguardia como David Delfín o Jordi Labanda, presentando propuestas más sofisticadas, convirtiendo nuestras habitaciones en lugares más diferentes. Éstas varían mucho en cuanto a patrones: las hay de elementos de la naturaleza, figuras geométricas, formas irregulares estampados rompedores, etc.

Y es que no hay duda de que gracias a las alfombras podemos cambiar radicalmente un espacio y darle una nueva vida para mucho tiempo. Ahora, el trabajo de cada uno es escoger la que mejor le convenga.

Foto: Vibragiel

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...