Protege tu ordenador con una base de ventilación

Dale un toque de elegancia y modernidad a tu sala de estudio colocando un ventilador debajo de tu portátil

Ventilador para portátil

Suele pasar que cuando estás escribiendo o haciendo uso del portátil durante largo tiempo, empiezas a sentir un poco de calor. Si el ordenador está encima de la mesa, notarás que al cabo de unas horas esa parte del mobiliario está medio ardiendo, pero si quieres cerciorarte de verdad del aumento de temperatura, basta con que tengas el portátil sobre las piernas. Esa típica situación en la que te tumbas en la cama con el ordenador encima y al poco rato o te abrasas las piernas o se prenden tus sábanas. Yo me hice hace poco con una solución más que aconsejable.

Se trata de un ventilador para portátiles. Quizás algunos de vosotros ya hayáis oído hablar sobre ellos o quizás no. O quizás sí pero no sepáis exactamente de qué se trata. Pues bien, no es más que una base que se coloca debajo del portátil y justo en su centro tiene un pequeño ventilador circular que mantiene la temperatura ideal al refrescar la base del portátil constantemente. ¿Cómo funciona? Nada más sencillo que conectando al portátil un cable USB que viene con el ventilador. Algunos estarán viendo ya el único inconveniente de este invento y es que le chupa batería al ordenador para poder realizar su función, pero realmente es algo mínimo lo que nos va a restar. Y viendo sus ventajas, merece la pena.

Además presenta otra ventaja añadida y es que al tratarse de una base con una pata extensible, alza el ordenador a una altura adecuada para los ojos y para escribir más ágilmente con el teclado. Existen diferentes modelos, diseños y colores que podremos elegir según nuestro propio criterio. Es una compra útil y estética. Porque la sensación que despierta encontrar un ordenador sobre una buena base con función de ventilador en la mesa de un estudio o de una habitación, es la de algo ingenioso, moderno y, coloquialmente dicho: algo chulo, que atrapará la atención de cualquier visitante.

Olvídate de esos horribles calentamientos de tu portátil y mejora su rendimiento con estos ventiladores. Cuando quieras dejar de ventilarlo, únicamente tendrás que desenchufar el cable USB. Y si quieres llevarte el portátil fuera de casa, aprovecha el reducido tamaño del ventilador y colócalo también en tu maletín. Pórtatil y ventilador irán siempre unidos allí donde vayan. Y allí donde vayan dejarán una buena impresión de diseño y de elegancia indiscutibles.

 Foto: djmania.es y solostocks

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...