Estanterías que vuelan

Algunos de estos diseños de estanterías se inspiran en las cocinas coloniales de España y llaman la atención al no estar directamente atornilladas a la pared.

¿No os ha pasado nunca que una habitación os pide a gritos unas cuantas estanterías y por ‘h’ o por ‘b’ no queréis liaros a hacer grandes instalaciones y dejar la pared como un queso Gruyère? Pues para eso hay una alternativa de decoración de interiores que cada vez se está introduciendo en más viviendas y que además de practicidad, ofrece un plus de originalidad que todos sabrán apreciar. Se trata de las estanterías en suspensión, un tipo de soportes en los cuales los tablones, en vez de ir atornillados directamente a la pared, cuelgan a través de unas cuerdas que los sostienen.

Esta propuesta de estantes en suspensión pueden tener distintas variantes, la podemos incluso construir nosotros mismos con un poco de maña, y tanto pueden estar colgando del techo como de una pared, además de poder contar con una sola balda o formar un conjunto en estantería con varios pisos. Todo depende del peso que tengan que soportar, los puntos agarre a la estructura de la casa y el tipo de cuerda o cable utilizado.

Las estanterías colgantes, aunque no son tan habituales de ver en nuestras viviendas de hoy en día, cuentan con larga tradición en nuestro país. De hecho, muchas de sus versiones están inspiradas en los diseños de las casas coloniales españolas de hace siglos. Parece ser que en las cocinas de esos años pasados se usaban estantes colgados de las paredes para almacenar los bienes de la familia de forma segura y para que no cogieran humedad, sobre todo la comida.

Vistos sus orígenes, es fácil intuir que este tipo de estanterías son ideales para ambientar la cocina y darle un aire más clásico o incluso campestre. Sin embargo, es una propuesta decorativa que se puede introducir también en otros espacios de la casa, como las habitaciones o el comedor, todo dependiendo del tipo de material y colores que escojamos para la estantería. Y es que como en cualquier estantería normal, las posibilidades son infinitas, y ya puede ser esta pieza de madera o metal, con cuerda de tela o plástica, etc.

Foto: tjortenzi2012

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...