LINX: un nuevo juego de construcciones espaciales

Conoce esta propuesta de Patrick Martínez para llevar a cabo tus propios proyectos arquitectónicos en 3D con una facilidad asombrosa.

Cuando uno piensa en comprarse o regalar a los más pequeños un juego de construcción para liberar el arquitecto que todos llevamos dentro, siempre nos viene a la mente el famosísimo juego de las piezas de Lego, convertido ya en referente incluso para maquetas profesionales hechas con piezas de madera. Sin embargo, el juego tiene sus limitaciones, sobre todo en términos de versatilidad, y resulta complejo por la gran cantidad de fichas que necesitamos para recrear un auténtico espacio en tres dimensiones.

Hoy vamos a hablar de una alternativa en este mundo lúdico de construcciones, y es la que nos presenta LINX, otro juego ingenioso, sencillo y elegante, con la particularidad de que nos permite crear grandes estructuras espaciales de forma muy simple, gracias a las pocas piezas que requiere. Seguramente el juego nos recordará a otros elementos parecidos de películas, casi futuristas, como la que nos regala el niño de la imagen superior. Como se aprecia, en este caso no contamos con fichitas diminutas, sino con tubos plásticos alargados y finitos, que se van uniendo unos con otros a través de una serie de conectores de cuatro puntas. Así pues, estos conectores permiten unir hasta cuatro tubos diferentes y cada uno de esos tubos, a su vez, permitirán unir otros cuatro más. De esta forma, los usuarios pueden ir creando figuras realmente voluminosas, algo que era más difícil de conseguir con Lego.

Además, los conectores se pueden juntar también y formar una nueva pieza con ocho puntas, con el fin de crear estructuras tridimensionales. Como podéis ver, a partir de unas piezas tan básicas, el diseñador neoyorquino Patrick Martínez ha conseguido crear todo un proyecto lúdico de construcción, que seguramente acabará siendo un buen kit de trabajo incluso para profesionales. Además, si entráis en la web de Kick Starter, podréis comprobar que el precio es bastante razonable y por unos 30 dólares podemos llevárnoslo a casa. Estoy seguro de que éste puede ser el regalo perfecto para algunos niños estas Navidades. Un juego con el que podrán disfrutar peques, pero también adultos, y que les permitirá desarrollar su creatividad, su imaginación y su poder de ingenio. Y si todavía tenéis dudas de qué figuras podemos crear con este juego de construcción, ahí os dejo un vídeo para que os recreéis.

Fuente, foto y vídeo: Kick Starter

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...